| 8/20/2008 12:00:00 AM

Los Viejos Maestros

La demanda china hizo subir el precio de las obras de pintores anteriores a 1900. El dealer Luis Ernesto Ortiz, muestra las mejores inversiones en estas pinturas.

Los colombianos en general invierten en arte colombiano contemporáneo. Esa es una tendencia bastante común en los países latinoamericanos, la de comprar autores de su propio país o de la región, y de una edad parecida a la de los inversionistas.

Por eso es tan extraño encontrar aficionados al arte que decidan adquirir obras de los Viejos Maestros, como se les conoce a los pintores europeos que trabajaron antes de 1900 y que están en los libros de historia del arte y en los mejores museos del mundo.

Luis Ernesto Ortiz, de la firma Old Masters Art Brokers, es un historiador del arte que trabaja en España y Colombia en este mercado que parecía reservado para los dueños de las grandes fortunas del mundo y completamente lejano para los colombianos.

Por la tarea de Ortiz, algunas familias y algunas empresas locales comenzaron a mover sus colecciones en ese sentido. Señala por ejemplo, que asesoró recientemente a una familia en la adquisición de pinturas de la escuela flamenca, un Rembrandt y un Picasso.

Eso rompe mucho con la visión de los inversionistas locales en arte. Uno de los consejos que frecuentemente les dan los dealers a sus clientes es que compren la obra de artistas jóvenes y más bien desconocidos. Su argumento está en que ofrecen las mayores posibilidades de valorización.

Sin embargo, Ortiz muestra que en los Viejos Maestros, se puede hacer una utilidad muy importante, con la ventaja de que son piezas que tienen un mercado mucho más amplio que los cuadros de algún pintor joven local.

Un ejemplo demuestra su argumento. Un óleo sobre madera de Rubens de un formato de 28 cms x 18 cms vale US$250.000. Espera que con las tendencias actuales, el precio se duplicará en cinco años. Esto es una rentabilidad superior al 40% compuesto anual.

La razón para el alza, es la misma del cobre o el acero: la demanda del mercado chino. Las casas de subastas más importantes, Sotheby’s y Cristie’s, tienen oficinas en China y consiguieron despertar el interés de los opulentos inversionistas de ese país.

Nombres y estrategias
¿Cuáles son las firmas que son el mejor negocio en este momento para un inversionista en arte? Luis Ortiz menciona cinco: el pintor del Quattrocento, Paolo Uccello; el pintor barroco holandés, Rembrandt van Rijn; el genio del Siglo XX, Pablo Picasso; el austriaco genio del Art Nouveau, Gustav Klimt y el suizo-alemán vanguardista del abstraccionismo, Paul Kee. “Con ellos uno va a la fija”, señala.

También menciona a todos los de la escuela impresionista, con los que se pueden conseguir valorizaciones de 500% en cuatro o cinco años.

Pero también hay algunas estrategias interesantes para moverse en estos mercados y exprimir hasta la última gota de rentabilidad en la compra de una obra de arte. Sugiere estar al tanto de los cambios en los gustos y las modas.

Por ejemplo, hace unos años, el estilo rococó francés de Watteau tuvo un auge especial y aumentaron fuertemente sus precios. Algunos compradores aprovecharon la moda, para adquirir pinturas de su casi contemporáneo François Boucher, menos conocido en ese momento y mucho más barato, y comenzaron a ofrecerlo a los interesados en ese período. Los precios de los Boucher tuvieron un aumento inusitado.

Con Luis Ortiz y sus Viejos Maestros, paradójicamente llega aire fresco para la inversión en arte en Colombia, tan concentrada en los nombres locales.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?