| 3/17/2012 8:00:00 AM

Los mitos económicos del Gobierno Santos

Entre los temas que según Anif requieren atención y el Gobierno los ha catalogado como mitos están que la economía está recalentada y que no hay síntomas de enfermedad holandesa.

El informe semanal de la Asociación Nacional de Instituciones Financieras (Anif) está enfocado al análisis de cinco desbalances macroeconómicos, que según el gremio, son catalogados como mitos por las autoridades.

“Sin embargo, ellas son verdades de bulto, resaltadas por analistas independientes, que requieren la focalización de las autoridades económicas”, indica el documento.

En primer lugar, asegura que después de la euforia que despertó el buen crecimiento de 2011, a tasas cercanas a 6%, el gobierno ha mencionado que la economía colombiana podría seguir creciendo a tasas similares, “sin tener que preocuparnos mayormente por el tema del recalentamiento”.

Critica el hecho que tampoco se le haya prestado atención a las alertas de posible sobreexpansión crediticia con señales de burbuja hipotecaria.

En segundo lugar, indica que las declaraciones oficiales niegan los problemas de enfermedad holandesa afirmando que otros sectores diferentes a los de minería también están creciendo, “pero olvidan enfatizar que lo hacen a ritmos menores que los del sector minero energético”.

En tercer lugar, señala que según la administración Santos el problema de las pensiones públicas no es de sostenibilidad fiscal, sino de baja cobertura e inequidad.

“Es obvio que la baja cobertura agrava el problema, pero aún en Europa, con elevadas coberturas, dicho sistema se fue a la quiebra”, señala.

Agrega que las autoridades no han querido entender que los problemas de cobertura tienen que ver con las elevadas cargas sobre la nómina, donde los sobrecostos no salariales ascienden a un 60%, lo cual expulsa a los trabajadores al mundo de la informalidad.

En cuarto lugar, indicó que si bien Colombia ha generado colchones financieros por US$32.800 millones y tiene una línea contigente del FMI por US$6.000 millones, ello no evitaría la pérdida de actividad económica en Colombia.

Por este motivo, asegura que Colombia no está blindada frente a la crisis internacional.

En quinto lugar, asegura que no es cierto que el desmonte de la parafiscalidad no ayudaría a la formalidad laboral como aducen algunos técnicos del Gobierno.

“Por esto tan sólo uno de cada tres colombianos económicamente activos cotiza a la seguridad social, la misma cifra de hace 15 años”, manifestó.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?