| 4/24/2016 12:10:00 AM

Existe un mayor optimismo en la economía colombiana según la Cepal

La economía colombiana crecería en 2,9% mientras que la de la región latinoamericana se contraería en -0,6%, según la última actualización de las previsiones económicas de la Cepal. Estos pronósticos son más optimistas con el país con relación a los presentados por el FMI.

Completado el primer trimestre del año, organizaciones y entes económicos internacionales actualizaron sus previsiones y pronósticos sobre las expectativas de la economía local, regional y mundial.

En días pasados, se anunció que el Fondo Monetario Internacional (FMI) disminuyó sus previsiones de crecimiento mundial y para Colombia. El FMI anunció que se prevé un crecimiento mundial de 3,2% para este año y en Colombia se ubicaría en 2,5%.

Para el caso de la región latinoamericana, se informó que se espera un crecimiento de -0,5%  para final de año.

Sin embargo, las revisiones de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), parecen ser más positivas para Colombia, pero ligeramente más negativas para la región en general.

Lea también: FMI prevé un crecimiento de la economía colombiana de 2,5% en 2016

Como anunció la Cepal, se revisaron a la baja las proyecciones de la actividad económica y se espera una contracción de -0,6% en promedio para los países latinoamericanos en el 2016. Esto representa una contracción mayor en  0,1% a la registrada en las previsiones del FMI.

“Con esta nueva estimación, la contracción que experimentó el Producto Interno Bruto (PIB) regional en 2015 (-0,5%) se prolongaría en el presente año”, anunció la Cepal en un Comunicado, donde se aclaró que se mantiene  una importante desaceleración en las economías emergentes, una creciente volatilidad y costos  en los mercados financieros, y  bajos precios de las materias primas.

Suramérica

Según indica la Cepal, siguiendo la tendencia del año anterior, el crecimiento muestra marcadas diferencias entre países y regiones. Las economías suramericanas especializadas en la producción de bienes primarios como el petróleo y los minerales, registrarían una contracción de -1,9%.

Países como Brasil, Venezuela, Argentina y en menor medida Ecuador, jalonarían a la baja el crecimiento, ubicando a Suramérica en terreno negativo.

Para el caso de Colombia, las previsiones de la Cepal son levemente más positivas que las registradas por el FMI. Según la actualización de abril sobre las proyecciones, la economía colombiana crecería 2,9% en 2016, ubicándose después de Bolivia y Perú como una de las economías de mayor crecimiento de cumplirse las previsiones.

Fuente: Cepal, elaboración Dinero

La contracción se vería aún más marcada en los países donde se tiene un alto grado de integración comercial con China.

Además, la Cepal afirma que se aprecia una mayor debilidad de la demanda interna de los países de la región, en la cual la caída en la inversión doméstica está siendo acompañada por una desaceleración del consumo.

Centroamérica

Con respecto a los países centroamericanos, se espera una tasa de crecimiento de 3,9%, la cual también es una cifra superior a la registrada en el año anterior, donde el crecimiento se ubicó en 4,3%. Incluyendo México, la tasa de crecimiento centroamericano sería de 2,6%.

Después de Haití, Cuba y el Salvador, el país mexicano es de los de menor crecimiento en la región. Por el contrario, países como Panamá y República Dominicana jalonan positivamente el comportamiento. Es importante destacar que panamá, tiene la previsión más alta de toda la región (6,2%).

Cabe resaltar que se prevé que ningún país centroamericano crezca negativamente en el 2016.

Fuente: Cepal, elaboración Dinero

Según la Cepal, existen unos retos específicos que enfrentan las economías de la región para revertir la fase de desaceleración y dinamizar el crecimiento. “Por una parte es esencial dinamizar la inversión e incrementar la productividad para retomar una senda de crecimiento sostenido y sustentable en el largo plazo”.

Las observaciones finales de la Cepal, advierten que se deben hacer esfuerzos para proteger los avances logrados e impedir retrocesos. Además, que se requieren políticas que sostengan la inversión social y productiva en un marco de ajustes fiscales inteligentes.

“Se debe procurar la sostenibilidad de las finanzas públicas de la región, con políticas que tomen en cuenta tanto el impacto sobre la capacidad de crecimiento en el largo plazo, como sobre las condiciones sociales de los habitantes de la región”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?