| 5/9/2014 4:35:00 PM

Inflación este año estará dentro de la meta

La economía colombiana tendrá un buen desempeño en el 2014 impulsada por el robusto consumo doméstico y la inflación confluirá con la meta luego de sortear el reciente repunte de precios y la incertidumbre sobre el fenómeno climático de El Niño.

El equipo técnico del Banco de la República estimó una aceleración del crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) en el primer trimestre de este año a un rango de entre 4,2 y 5,4%, con un 4,8% como cifra más probable. El PIB se expandió un 2,6% en el primer trimestre del 2013.

"La información que tenemos hasta ahora del primer trimestre va en la dirección que se mantiene un dinamismo importante de la economía colombiana, en general con una gama importante de indicadores que de alguna manera pueden estar asociados al comportamiento de la demanda interna", dijo el gerente general del Banco de la República, José Darío Uribe.  No obstante, destacó que la excepción al buen ritmo de los diferentes sectores es el débil desempeño de las exportaciones y de la industria manufacturera, en medio de la aún frágil recuperación de la economía global.

Para todo el 2014, el banco mantuvo el rango de estimación de crecimiento del PIB entre un 3,3 y un 5,3%, con un 4,3% como dato más probable, un nivel similar al del año pasado, aunque por debajo de la meta del Gobierno de un 4,7%
. Uribe explicó que la expectativa de un cierre de la brecha entre el crecimiento económico y su nivel potencial entre los próximos 12 a 14 meses llevó al banco central a subir la tasa de interés de referencia en 25 puntos base a un 3,5 por ciento en abril por primera vez desde enero del 2012.

Sin embargo, resaltó que el actual nivel de la tasa referencial sigue siendo expansivo para la cuarta mayor economía de América Latina que depende en gran medida de la demanda interna y de las exportaciones petroleras, mineras y cafeteras. "Hay que tomar decisiones mirando hacia adelante (...) porque las acciones de política monetaria toman tiempo en manifestarse, en afectar otras tasas de mercado, en afectar precios de activos, decisiones de consumo y decisiones de inversión y las mismas expectativas", dijo. "De ninguna manera podemos decir que hemos pasado a una postura contractiva de la política monetaria, no, a lo que hemos pasado es a una postura menos expansiva", explicó.

El emisor estimó que la inflación terminará el 2014 cerca de la meta puntual de 3 por ciento, a pesar de que el indicador se aceleró un poco más de lo previsto en los últimos dos meses.

Para Uribe, en el caso de que se registre el fenómeno climático de El Niño se produciría un efecto temporal sobre los precios de los alimentos a comienzos del próximo año para posteriormente disminuir. "Si efectivamente se da el fenómeno de El Niño vamos (...) a tener algún efecto sobre la producción agrícola del segundo semestre, algo sobre los precios del cuarto trimestre de este año y un impacto temporal de aumento en los precios de los alimentos en el primer semestre del año entrante y una corrección posterior", concluyó.

En los últimos meses, pronósticos climáticos globales han incrementado las probabilidades del fenómeno del El Niño, el calentamiento de las temperaturas de superficie del mar en el océano Pacífico, lo que eleva la incertidumbre en los mercados globales de materias primas y energía.


Reuters/D.com
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?