| 12/7/2015 12:00:00 AM

Hoy nadie sabe cuánto costará la energía en 2016: Derivex

Colombia debe preocuparse por los riesgos financieros del sistema eléctrico para que la próxima sequía no termine siendo costeada por el bolsillo de los usuarios, de acuerdo con presidente de la compañía de derivados energéticos. Para el ejecutivo las herramientas necesarias ya existen pero no se han desarrollado lo suficiente.

Hacia adelante uno de los retos para Colombia es encontrar formas eficientes de lidiar con el riesgo financiero del sistema eléctrico asegurando que no sea el usuario quien cubra los imprevistos, dijo el presidente de Derivex Rodrigo Castellanos en entrevista con Dinero.   

El fenómeno de El Niño más fuerte en una década no ha causado cortes de energía pero sí tiene en apuros a varias empresas del sector. Ante la falta de agua buena parte de las generadoras térmicas prendieron motores y están cosechando pérdidas lo que obligó al gobierno a subir las tarifas del servicio.

Lea también: El fenómeno de El Niño revive la posibilidad de un apagón en Colombia

“Nadie está dudando cuál es el precio del dólar y todo el mundo sabe cuánto vale hoy. Esa situación no se presenta en este mercado. Nadie hoy en día sabe cuánto vale la energía para 2016 y 2017 porque no hay referencia”, dijo Castellanos.

Sin esa información es poco viable pensar que una compañía de generación térmica o un distribuidor compren energía anticipándose a las subidas del mercado. Derivex asegura que las térmicas le vendieron al gobierno el derecho a tener energía a un precio determinado (el precio de escasez) pero no hicieron suficientes previsiones financieras para el momento en que tuvieran que salir a cumplirle.

Aunque tener un mercado de futuros no elimina la posibilidad de perder dinero sí impide que se acumulen pérdidas, garantiza que alguien responda por los faltantes y puede evitar que se llegue al punto de la quiebra. Formalmente Colombia cuenta con una bolsa de energía e instrumentos financieros que permiten comprarla para el futuro, pero cerca del 80% de la demanda está por fuera del alcance. Derivex, quien vende estos productos, cree que el problema se solucionaría si se incluye la posibilidad de hacer coberturas financieras en la fórmula de la tarifa. Sin embargo, es una idea costosa.

Hoy en día dices: tengo generadoras, tengo distribuidoras y si se quiebra alguien y falta plata, métanle la mano a la tarifa. Hoy en día no hay nadie que cubra esto. Por su puesto esto vale y si alguien se mete en esto va a querer ganar y la preocupación de la Creg siempre ha sido encarecer el servicio”, dijo.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?