| 8/13/2010 3:10:00 PM

Gobierno tiene listo el primer proyecto para generar empleo

El ministro de Protección Social, Mauricio Santamaría anunció que en las próximas semanas radicará en el Congreso de la República un texto con medidas fiscales especiales para incentivar la generación de empleo formal en las empresas.

Esta propuesta junto con las reformas a la salud, las regalías y la regla fiscal, componen el paquete de grandes medidas que presentará el gobierno a esta primera legislatura de la administración Santos.

La promesa de Juan Manuel Santos es crear 2,4 millones de empleos hasta el 2014 y formalizar por lo menos 500.000 que hoy hacen parte de la informalidad.

El objetivo de la norma será el de eximir durante dos años de impuesto de renta y parafiscales a las empresas que decidan formalizar su negocio. En el tercer año tendrán que pagar el 50% de las cargas y en el cuarto el 100%.

Como contraprestación, los trabajadores de las empresas recién formalizadas recibirán subsidios de vivienda y entrenamiento laboral. También se ha pensado otros elementos que incentiven la inscripción de los empresarios como sorteos que los premien con sumas importantes de dinero.

El gobierno de otra parte “cocina” un articulo que incentive la contratación de jóvenes menores de 25 años a través de beneficios para los empresarios.

El objetivo del equipo económico de gobierno del presidente Juan Manuel Santos es hacer que la economía crezca a tasas del 6% anuales. Para crear en la siguiente década 6,5 millones de empleos y formalizar 2,6 millones de empleos. Y así conseguir con estas metas llevar  la tasa de desempleo por debajo del 9% en 2014 y del 6% en 2020.

Actualmente la tasa de desocupación está en 11,6% Hasta el primer semestre del año hay reportados 1,3 millones de desocupados y 4,8 millones de subempleados, según el más reciente informe del Dane.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?