| 11/5/2015 5:00:00 AM

Más informalidad y menos calidad de empleo en Colombia

La desaceleración económica del país ha reducido significativamente la creación del empleo formal y le ha dado un nuevo empuje a su contraparte.

Los últimos resultados de informalidad y seguridad social del Dane no son alentadores. No solo es el desempleo el que está retomando fuerza (alcanzando el 9% en septiembre), también la informalidad parece estar acelerándose.

De los 202.000 empleos que se crearon entre los meses de junio y agosto, respecto al mismo periodo de 2014, 114.000 fueron informales (56,5%).

Por si fuera poco, en los últimos trimestres móviles, el crecimiento del empleo formal se ha desacelerado significativamente, mientras que la informalidad avanza sostenidamente. Si se mira un poco más atrás, en 2012, la formalidad crecía a tasas de 6%, hoy lo hace al 1,6%.

Estos resultados obedecen a un escenario de ralentización económica.
En 2014 el empleo formal crecía a una tasa promedio de 4,9%, en lo corrido de 2014 lo ha hecho al 2,5%. Según Fedesarrollo, la calidad del empleo en el país se está viendo afectada por la coyuntura actual.

Sin embargo, la proporción de informalidad se ha reducido desde la reforma tributaria de 2012, cuando alcanzaba niveles de hasta el 51,8% de la población. En la actualidad está en 48,3%, pero desde enero viene repuntando lentamente.



Fuente: Dane, cálculos Dinero

La calidad del empleo se deteriora


La desaceleración económica ha reducido el margen de utilidades para muchas empresas de diversos sectores económicos en especial las industrias extractivas y junto al fenómeno del Niño la agroindustria y la energía.

Sumado a este sombrío panorama del empleo, la percepción de los trabajadores sobre sus condiciones laborales está empezando a deteriorarse.

Lea también: Tener un trabajo estable y de tiempo completo es cada vez menos probable


En lo corrido del año, según las cifras del Dane, tanto la tasa de subempleo subjetivo como la de subempleo objetivo han aumentado respecto a 2014 situándose en 28,9% y 10,9% respectivamente. En otras palabras, aproximadamente 1 de cada 4 empleados no se encuentra satisfecho con su trabajo actual y 1 de cada 10 ya está realizando procedimientos para entrar a uno nuevo.

Resultados divergentes


De las tres categorías de nivel educativo (primaria, secundaria y superior), entre junio y agosto, el nivel superior perdió 196.000 puestos de trabajo. De estos, la buena noticia son los 34.000 que salieron de la informalidad, pero al mismo tiempo 162.000 abandonaron el sector formal.

De igual forma, para el nivel de educación secundaria mientras que la informalidad ingresó a 153.000 nuevos trabajadores, la formalidad introdujo a 237.000.

Otro dato impactante es que en dos de los sectores que más han generado empleo durante los últimos meses en el país, Comercio, hoteles y restaurantes junto a la construcción, tienen casi al 68% y el 60% de sus trabajadores vinculados en la informalidad.


Fuente: Dane, cálculos Dinero

Aproximadamente 7 de cada 10 nuevos empleados de la construcción son informales. En 5 de las 10 ramas estudiadas creció el número de trabajadores informales y en 3 se redujo la formalidad.

Las personas que no están en el sistema laboral regulado, están dejando de trabajar en kioscos o casetas cada vez más. En la última medición disminuyeron 15%. No obstante, está aumentando el número de trabajadores que ejercen sus labores en su casa o en otras casas, en especial esta última.

Por ciudades, Barranquilla fue el área urbana que más aumentó su informalidad, en un 12%. En el otro extremo Tunja la redujo en 8%.
La capital del país la incrementó en 1%, sin embargo redujo la formalidad en 3%.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?