| 5/8/2015 5:00:00 AM

¿Con qué economía de la región rima la colombiana?

Las interconexiones económicas dependen del nivel de comercio y de los flujos de inversión que comparten dos países. Cuando los empresarios abren nuevos mercados, buscan además de clientes, diversificar el negocio, principalmente si la economía local tiene dificultades.

La globalización es un proceso que ha integrado a los países y en ocasiones se ha observado cómo algunos de estos con diferencias se ven afectados de maneja conjunta por un mismo fenómeno, o en otros casos cómo les afecta a unos y a otros no.

Ahora bien, es interesante conocer si los ciclos económicos se dan de forma simultánea solamente con los de las grandes economías o los grandes socios económicos, o si también existe un acoplamiento con algunos países de la región.

Es por esto que los empresarios se preguntan si los ciclos económicos en Colombia se comportan de forma similar a los de los países latinoamericanos y Estados Unidos. Según el Banco de la República, los ciclos económicos son las variaciones de la actividad económica en un periodo de tiempo determinado.

Existen cuatro fases en los ciclos económicos: crisis, recuperación, auge y recesión. Estos ciclos pueden ser producto de la situación interna que vive el país, o pueden estar siendo desatados por choques externos.

Tomando como referencia el artículo, ¿Están sincronizados los ciclos económicos en Latinoamérica? del Banco de la República, este fenómeno de acoplamiento económico puede analizarse desde el comportamiento del Producto Interno Bruto (PIB) o del Índice de Producción Industrial (IPI).

Analizando la dinámica del PIB colombiano se encuentra que: desde 2008 se asemeja en mayor medida al ciclo económico en Chile, es decir, cuando el PIB en Colombia crece positivamente hay una alta probabilidad que ocurra lo mismo con el PIB chileno o viceversa. Otros países correlacionados positivamente son México (desde 2006), Ecuador (desde 2002) y Perú (desde 2007).Por el contrario, desde 2013 se observa una relación asimétrica con Brasil, es decir, se ha observado que cuando la economía colombiana está en auge, la brasilera está en recesión.

Considerando el comportamiento del IPI, se encuentra un vínculo directo con las economías del Brasil, Chile y México. Donde la más significativa es la de Chile, resaltando que esta significancia es aún mayor que la que se presenta teniendo en cuenta el PIB, sin embargo, desde 2010 es evidente una tendencia decreciente.

Vale la pena resaltar que se encontró el estudio del emisor un fuerte acoplamiento entre el comportamiento del PIB de Estados Unidos con Chile y Brasil; y por parte del IPI, con Chile, Colombia y México.

Es importante mencionar que el estudio también revela que el fenómeno que afecta conjuntamente a la región, es la fluctuación de los precios de los bienes primarios, pues ha demostrado que puede generar recesiones simultáneas dado que los países son exportadores de ese tipo de bienes.

Además, existe un riesgo a mediano plazo de un aumento de las tasas de interés de Estados Unidos que podría generar una fuerte salida de capitales de la región, afectando a todos los países.

Finalmente, el análisis hecho anteriormente empieza a dar las primeras luces de por qué unos países crecen más que otros en América Latina tras la crisis de 2008, así como hacia dónde debería mirarse a la hora de considerar como objetivo llegar a diversificar los riesgos a los que se enfrentan las empresas y la economía colombiana.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?