| 12/16/2014 10:50:00 AM

Nororiente colombiano con realidades ambiguas

En el tercer trimestre del año, la actividad económica de Nororiente mostró comportamiento mixto entre sectores. Tanto la extracción de carbón como la refinación de petróleo continuaron contrayéndose.

El informe de economías regionales del Banco de la República muestra que durante el tercer trimestre del año, la actividad económica de Nororiente mostró comportamiento mixto entre sectores. Así, tanto la extracción de carbón como la refinación de petróleo continuaron contrayéndose, al igual que el abastecimiento de alimentos y los desembolsos de Finagro.

Por su parte, en la construcción el área aprobada se redujo mientras que los despachos de cemento se incrementaron. De otro lado, la industria evidenció una mejoría frente al periodo anterior, al tiempo que el sistema financiero y la comercialización de vehículos obtuvieron buenos resultados. El comercio exterior generó un balance positivo gracias a la fuerte caída de las importaciones y la tasa de desempleo continuó disminuyendo.

Continuaron los resultados negativos en el sector primario, dada la reducción en el abastecimiento de alimentos al igual que el otorgamiento de créditos de Finagro, con las mayores caídas en la línea agropecuaria. De igual manera, la extracción de petróleo y carbón señalaron descensos interanuales, este último por el cierre de algunas minas además de los bajos precios internacionales.

Por su parte, la industria reflejó una mejoría frente al trimestre anterior, particularmente los sectores de fabricación de bebidas, marroquinería y maquinaria. En comercio exterior, se observó una notoria reducción en las importaciones a su vez que las exportaciones se incrementaron muy levemente, mientras que al excluir las asociadas al petróleo hubo reducción.

El área licenciada para construcción cayó en la región, en especial en Santander y Norte de Santander, en éste último profundizando las reducciones del sector en la mayor parte del año. Sin embargo, los despachos de cemento aumentaron en todos los departamentos de Nororiente.

Entre tanto, el sistema financiero creció tanto en captaciones como en colocaciones, al igual que la venta de vehículos nuevos, en especial la línea de automóviles. La tasa de desempleo descendió en todas las principales ciudades de Nororiente, aunque la ocupación y el subempleo mostraron resultados mixtos.

A su vez, la variación de los precios al consumidor arrojó resultados contrarios al interior de la región, puesto que Bucaramanga fue la ciudad con mayor inflación al tiempo que Cúcuta fue la segunda menos costosa del país.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?