| 3/26/2012 7:00:00 AM

Dividendos de Ecopetrol disminuirían privatizaciones en 2012

El ministro de Hacienda, Juan Carlos Echeverry, aseguró que debido a los mayores dividendos que recibirá por parte de Ecopetrol, tendría menos necesidad de realizar privatizaciones este año.

Sin embargo, aclaró que esto dependerá del recaudo tributario que se obtenga en 2012, para lo cual se tiene una meta de $92 billones.

Como se sabe, en el plan financiero del Gobierno se contemplan privatizaciones cercanas a $5,1 billones.

Sin embargo, el ministro de Hacienda, Juan Carlos Echeverry, explicó que los mayores dividendos de la empresa petrolera harían que los ingresos de la Nación aumenten y por esto se harían menos privatizaciones.

“El Gobierno tiene la misma piscina de recursos y no va a necesitar más de los que ya anuncio”, manifestó el funcionario.

En el Plan Financiero de 2012, se establecía que los recursos de capital crecerían 29%, principalmente por dividendos de Ecopetrol estimados en $8,4 billones. No obstante, recibirá cerca de $9,5 billones debido al dividendo de $300 por acción decretado por la Asamblea General de Accionistas.

El dividendo ordinario de la Nación será pagado en tres cuotas a partir del 25 de abril, 27 de julio y la última entre el 15 de noviembre de 2012 y el 15 de enero de 2013, de acuerdo con la disponibilidad de flujo de caja de la empresa.

Como se recuerda, el Gobierno vendió a finales de diciembre pasado la empresa de energía de Boyacá (Ebsa) por $807.000 millones.

Así mismo, se contemplan las enajenaciones de las electrificadoras del Huila, Caquetá, Meta y Nariño.
 
Igualmente, se espera que el Congreso de la República apruebe este año el proyecto para enajenar hasta un 10% de Ecopetrol.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?