| 3/11/2015 11:00:00 AM

Expertos alertan por efectos en la baja del peso

Para el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, además de compensar parcialmente la caída en los precios del crudo, la debilidad del peso frente al dólar impulsará la competitividad y la creación de empleo.

El gobierno dijo que la fuerte caída del peso alentará a los sectores industrial y agrícola a través del mayor consumo de bienes y servicios locales, aunque analistas alertaron sobre el impacto que podría tener en el crecimiento al alentar la inflación y el déficit de cuenta corriente. "Los colombianos vamos a preferir más el producto nacional, las vacaciones de Semana Santa en los destinos nacionales y no tanto en el extranjero, eso es muy bueno para el empleo en Colombia", dijo el ministro Cárdenas.

La moneda local se cotiza a 2.646,65 unidades por dólar -su nivel más débil desde julio del 2004- , con lo que acumula una depreciación de 28,2 por ciento en los últimos 12 meses, una de las mayores de la región.

No obstante, analistas coinciden en que la caída de la tasa de cambio profundizaría el actual déficit en la cuente corriente del país, que según estimaciones del Bancode la República habría escalado a un 5 por ciento del PIB al cierre del 2014, desde su nivel de 3,4 por ciento del PIB el año previo.

MENOS DÓLARES

El desbalance el año pasado fue alimentado por un déficit comercial de 6.293 millones de dólares, explicado por las menores exportaciones y un repunte de las importaciones.

A la menor cantidad de dólares en el país por una baja de las exportaciones, se sumaría una caída de la inversión extranjera directa en el país, especialmente en el sector petrolero. "No tendría nada de raro que tuviéramos que rebajar nuestro pronóstico de crecimiento del 3,8 por ciento hacia el rango 3-3,5 por ciento para el 2015 en los próximos meses, esto como resultado del fuerte embate provocado por el desplome de las cuentas externas, la acelerada devaluación y su impacto sobre la inflación", dice ANIF.

Producto en parte de la devaluación del peso, la inflación acumuló un 4,36 por ciento en los últimos 12 meses hasta febrero, ubicándose por encima del rango que estableció como meta el Banco Central, de entre 2 y 4 por ciento. "Todo ello estaría forzando, eventualmente, al Banco de la República a tener que elevar sus tasas de interés, en vez de pensar en reducirlas, como inicialmente nos lo habíamos imaginado", agregó ANIF.

En una entrevista la semana pasada con Reuters, la codirectora del banco emisor, Ana Fernanda Maiguashca, calificó el déficit en la cuenta corriente como una de las principales vulnerabilidades de la cuarta mayor economía de América Latina.

"La economía tiene en este momento otros imbalances como el déficit en cuenta corriente, que le hacen a uno ser cauto de generar un estímulo que pueda tener como consecuencia una ampliación adicional del déficit en cuenta corriente", dijo.



Reuters/D.com
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?