| 7/29/2014 7:00:00 AM

¿Qué implica una mejor calificación para Colombia?

Retos y beneficios se avecinan para la economía colombiana a raíz de la decisión de la calificadora de Riesgo Moody’s Investors Service.

Tras la reciente decisión de la Agencia Calificadora de Riesgo Moody’s Investors Service de elevar la calificación de largo plazo en moneda extranjera de Colombia desde Baa3 hasta Baa2 y la de corto plazo de niveles de P-3 hasta P-2, Dinero quiso conocer qué implicaciones traerá esta decisión sobre la economía nacional. 

Analistas consideran que la alineación de las tres firmas representa para el país retos y beneficios que estarán directamente relacionados con la mayor llegada de Inversión Extranjera Directa (IED) e Inversión Extranjera en Portafolio (IEP), lo que supondrá un monitoreo más detallado de parte del Gobierno y el Emisor sobre el comportamiento del dólar.

Sin embargo, la decisión de la calificadora significa que la deuda del país es percibida como de bajo riesgo, lo que tendrá una relación positiva sobre la cantidad de intereses que tendrá que asumir la nación en sus empréstitos.

Al respecto, el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, destacó que estas mejores condiciones de financiamiento a su vez se traducirán en menores tasas de interés para todas las empresas y familias.

A su turno, Orlando Santiago de Fenix Valor, señaló que el peso se fortalecerá más y aunque el hecho de que Colombia siga mejorando su calificación le conviene al Banco de la República en el sentido macroeconómico, traerá consigo más revaluación, efecto contra el que ha luchado tanto el Gobierno como la máxima autoridad monetaria.

“Esto resulta un voto de confianza para Colombia como país y para las empresas privadas nacionales que podrán endeudarse a tasas más bajas, logrando una financiación más consistente”, aclaró el economista.

La decisión más reciente de Moody’s, estuvo en línea con lo previsto por su similar Fitch a comienzos de 2014, que había previsto en uno de sus informes que las economías latinoamericanas conservarían un comportamiento estable con una tendencia a mejorar en sus calificaciones crediticias en algunos pocos casos, citando a Colombia dentro de ese grupo.

Es importante señalar que la mejor calificación, también se convirtió en un espaldarazo al programa de concesiones de cuarta generación (4G), al cual le otorgó el beneficio de poder incrementar el Producto Interno Bruto potencial del país, dándole un impulso fuerte al crecimiento real de la economía en los próximos años, fundamentalmente durante el período de construcción de las obras.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?