| 5/29/2013 6:00:00 PM

Colombia puede atender las necesidades de Venezuela

El gobierno está dispuesto a abastecer la reserva de alimentos y de productos básicos de Venezuela para ayudar a mitigar la situación que enfrenta el vecino país.

El Ministro de Hacienda y Crédito Público, Mauricio Cárdenas, ratificó este miércoles que Colombia está dispuesta a abastecer la reserva de alimentos y de productos básicos de Venezuela para ayudar a mitigar la situación que enfrenta el vecino país.

“Ofrecí mi disponibilidad a viajar para atender una reunión con el Ministro de Finanzas y el Presidente del Banco Central de Venezuela para que Colombia pueda abastecer a Venezuela que tiene grandes necesidades, que tiene en este momento un serio problema de suministro de bienes esenciales y básicos”, indicó el funcionario al concluir un debate sobre traslados presupuestales en el Congreso de la República.

Explicó que se determinaría con las autoridades venezolanas el mecanismo de pago para los exportadores colombianos que envíen sus productos.

“Ellos son un país rico, ellos tienen reservas de petróleo, de manera que simplemente tener acceso a reservas o compromisos futuros en materia de petróleo, podría ser una fórmula”, explicó Cárdenas.

También podemos buscar un sistema cambiario, que no sea ninguno de los dos extremos, ni la tasa oficial de 6 bolívares con 30 ni la del mercado paralelo. Estamos abiertos. Es más bien plantearles a ellos: queremos vender y ustedes dígannos cómo nos pueden pagar”, sostuvo el titular de la cartera.

Por último, el Ministro Cárdenas aseveró que las dos Naciones podrían buscar un mecanismo que los beneficie al ratificar que la industria colombiana “puede producir todo lo que Venezuela necesite”.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?