| 1/8/2010 6:00:00 AM

‘Carry Trade’ en dólares inversión para el 2010

La estrategia consiste en endeudarse en países que tengan tasas de interés bajas para comprar la moneda de otro país con interés más alto y preferiblemente revaluación. El año pasado estas operaciones dieron el 44%en Brasil y 20% en Colombia.

La estrategia de 'carry trade' aprovecha las diferencias en las tasas de interés de los países. También conocida como arbitraje en divisas, esta estrategia consiste en endeudarse en la divisa de un país que tenga bajas tasas de interés para invertir en la divisa de otro país con tasas de interés mayores, esperando que ésta última no se deprecie.

En términos más sencillos, comprar la divisa del país con mayor tasa de interés y vender la del país con menor tasa de interés. Es importante tener en cuenta que la estrategia funciona siempre y cuando se espere estabilidad o revaluación de la divisa que se compra, de lo contrario no habrán ganancias.

Debido al auge de la estrategia, el arbitraje en divisas ha evolucionado a otros activos como títulos de renta fija, mercancías –commodities– acciones, entre otros que pueden llegar a ofrecer mayores retornos que la misma moneda.

Las tasas de interés del 0,25% en Estados Unidos hacen del dólar la moneda más atractiva para endeudarse y por lo tanto para iniciar una estrategia de arbitraje en divisas. Es por eso que muchos analistas a nivel mundial atribuyen la revaluación del dólar y el aumento de los precios de los activos a ésta estrategia, pues el exceso de solicitudes de crédito ha puesto mucho dólares en el mercado.

En el 2009 el arbitraje en divisas fue la estrategia ganadora sobre todo para las monedas de los países emergentes, en especial las latinoamericanas.

Los anuncios recientes del banco central de EEUU de mantener por largo tiempo la tasa de interés bajas y las expectativas de los países latinoamericanos de aumentar las tasas de interés, por posibles presiones inflacionarias, hacen de esta combinación de monedas una oportunidad de inversión para seguir considerando en el 2010.

Estrategia ganadora

(Ver gráfico en el Recuadro)

Sin duda el 2009 fue ganador para esta estrategia, sobre todo para las monedas de los países latinoamericanos. Brasil por ser una de las monedas que mayor revaluación presento el año pasado - 25%-, fue la que mayor retorno por arbitraje le proporcionó a los inversionistas de monedas, 43,78% a los que mantuvieron la posición de compra en reales y de venta en dólares durante todo el año.

El caso Colombiano no es diferente, con una revaluación del 8,57%, la operación de arbitraje en divisas le generó una rentabilidad del 20,46% efectiva anual a un inversionista que mantuvo su posición de enero a diciembre.

La divisa latinoamericana que menor retorno generó en el 2009 con esta estrategia, fue el peso argentino, con un no despreciable 11,65% de rentabilidad.

 

¿Por qué sigue siendo atractiva?


En el 2010 la estrategia es menos obvia de lo que era el año pasado, por lo tanto supone mayores riesgos para los inversionistas. Sin embargo, las señales del mercado los últimos días hacen creer que todavía queda espacio para encontrar retornos. Adicionalmente, si se aplica para otros activos que no sean divisas se podría llegar a estructurar negocios altamente rentables.

El anuncio del lunes de la Reserva Federal de mantener las tasas "excepcionalmente bajas por un período prolongado" para seguir impulsando el empleo, es una de las razones por las cuales la estrategia seguirá siendo exitosa.

El 3,52% de revaluación del dólar frente al peso que va en el 2010, es otro argumento a favor de la estrategia. También hay que tener en cuenta las encuestas a los analistas acerca de las tasas de interés, todos coinciden que en el 2010 la tasa del Banco de la República cerrará entre el 4,5% y 5%, mientras que en Estados Unidos según los contratos futuros sobre tasa de interés el mercado descuenta aumentos máximo hasta 1,25%.

Finalmente es importante señalar varias cosas. Hay que tener en cuenta que los costos de transacción varían de un país a otro, que los controles a los capitales de inversión suelen ser mayores en algunos países y que los riesgos inherentes a esta estrategia son la depreciación de la divisa de alta tasas de interés y la posibilidad de que las diferencias entre tasas de interés disminuyan con el tiempo.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?