| 6/6/2012 12:00:00 PM

Bogotá estrenará su propio banco

La entidad de primer piso que anunció Gustavo Petro contará con una inversión de $250.000 millones, prestará, entre otros, servicios de microleasing, microfactory, microfranquicias, microseguros, crédito asociativo, individuales, vivienda y educación.

Con el fin de atender a los micros, pequeños y medianos empresarios que tienen dificultades para acceder al crédito por parte del sistema financiero tradicional, el Distrito adquirirá de forma total o parcial la propiedad accionaria de un banco de primer piso, el cual deberá surtir los procedimientos de autorización ante la Superintendencia Financiera.

Según quedó establecido en el Plan de Desarrollo Bogotá Humana 2012 -2016, recientemente aprobado por el Concejo de Bogotá, el propósito de la nueva entidad es el de apoyar la economía popular, democratizar el crédito, disminuir los costos y aumentar el ingreso de los beneficiarios llegando a los barrios populares mediante programas de financiamiento acordes con las necesidades y rentabilidad de productores y consumidores tradicionalmente excluidos de acceso al crédito.

La adquisición y puesta en marcha del banco correrá por cuenta de la Secretaría de Desarrollo Económico, en cabeza de su Secretario, Jorge Pulecio Yate, quien con su equipo de trabajo adelanta en la actualidad los estudios técnicos y financieros correspondientes.

Según la encuesta de hogares del Dane 2008, en Bogotá se calcula que existen 1.271.725 empresas, contabilizando unidades productivas de todos los tamaños. Pero, de esta cifra, entre las medianas, pequeñas, micro y familiares suman el 98,5%, de las cuales en la actualidad solo el 29% tiene acceso al crédito que otorga la banca convencional con tasas que a microempresas se acercan al techo de la usura del 58,34% efectivo anual. Esto significa, en palabras de Pulecio que, “el 71% restante está en manos de los agiotistas, del gota a gota o, sencillamente, están en el límite de la desaparición permanente porque no tienen acceso al crédito, y es precisamente a ese nicho del mercado al que este banco de economía popular, queremos llegar”.

Sobre las características que tendrá la firma financiera, expresó que, “se trata de un banco de carácter público, especializado en microcrédito, moderno, el cual funcionará con tecnología de punta y prestará todos los servicios on line e inclusive vía celular; operará en las 20 localidades de la ciudad y, además de contar con sedes propias, utilizará los cades, supercades y otras instalaciones de la Administración Distrital”.

El banco, que contará con una inversión de 250.000 millones de pesos, prestará, entre otros, servicios de microleasing, microfactory, microfranquicias, microseguros, crédito individual a empleados, crédito individual a consumidores y productores dispersos, crédito de vivienda, educación y propenderá especialmente por el crédito asociativo de grupos de poblaciones vulnerables, tales como madres cabeza de familia, población afro, población indígena, jóvenes, víctimas del conflicto y emprendedores solidarios. “Es importante tener claro que no es un banco para diligenciar subsidios sino que se va a financiar con los mismos depósitos de ahorro de los cuenta-habientes”, precisó.

El Secretario igualmente aclaró que una vez entre en funcionamiento el nuevo banco -lo cual se espera que sea antes de finalizar el 2013- será una entidad autónoma, transparente, competitiva e independiente de la Administración Distrital, gerenciada por un equipo humano profesional, eficiente, altamente calificado en el ramo y que, como cualquier empresa, deberá ser rentable y ofrecer resultados. Además, se espera que sea no solo distrital sino que tenga una proyección nacional e internacional.

“Será un banco blindado contra el clientelismo y la politiquería, al contar con un gobierno corporativo y junta directiva plural; el papel de la Administración Distrital será el de dar las directrices en materia de orientación política y de financiamiento porque sabemos que no somos banqueros, pero si tenemos claro el diagnóstico y la solución competente. La curva de aprendizaje nos la ahorraremos y la reduciremos al máximo”, explicó.

El Secretario de Desarrollo Económico concluyó que este tipo de iniciativas especializadas en microcrédito llevan funcionando hace varias décadas en países como Alemania, Francia, Japón, Estados Unidos, Bolivia, Brasil y Perú, con resultados muy positivos, y que precisamente con este último país -Perú-, la Administración Distrital ha suscrito un convenio con la Alcaldía de Lima con el fin de tener acceso al paquete tecnológico con el que opera la Caja Municipal de Lima, banco de primer piso especializado en crédito para medianos y pequeños empresarios de la capital peruana, además de que se adelantan otros acuerdos similares con bancos especializados en este nicho del Brasil y de Bolivia.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?