| 2/19/2015 6:00:00 PM

Colombia reportó déficit comercial en 2014

Según el Dane mientras el valor de las importaciones realizadas en Colombia repuntó en el 2014, el de las ventas externas se descolgó.

Colombia acumuló un déficit de US$6.293 millones en su balanza comercial durante el 2014, en contraste con un superávit de US$2.203,3 millones en el 2013, por una contracción de las exportaciones petroleras del país, reveló el jueves el Departamento Nacional de Estadísticas (DANE).

El desbalance el año pasado resultó de importaciones por US$61.087,8 millones de dólares y exportaciones por US$ 54.794,8 millones.

Mientras el valor de las importaciones realizadas Colombia repuntó un 7,8% en el 2014, apoyadas por la fortaleza del consumo doméstico, el de las ventas externas se descolgó un 6,8 % en comparación con las del 2013, principalmente por la reducción de los precios internacionales del petróleo, el principal generador de divisas del país.

El amplio saldo en rojo en las cifras de comercio internacional del país habría provocado un aumento del déficit de cuenta corriente cercano a un 5 % del Producto Interno Bruto (PIB) el año pasado, desde uno de 3,4 % del PIB en el 2013, según estimaciones del Banco Central.

Sólo el valor exportado en petróleo por la cuarta mayor economía de América Latina disminuyó un 11 % a US$28.926 millones en el 2014, en comparación con el año previo.

En diciembre pasado el déficit de la balanza comercial de Colombia alcanzó US$1.452,7 millones, desde un superávit de US$556,6 millones en igual mes del 2013, precisó el DANE en un comunicado.

El saldo negativo en el último mes del año pasado resultó de importaciones por US$5.220,3 millones las cuales subieron un 11,2% interanual-, y de exportaciones por US$4.715,5 millones, con un desplome de 28,5 %.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?