| 3/16/1998 12:00:00 AM

Supermáquina de almacenamiento

Aparece un sistema que permite conectarse a más de 20 sistemas operacionales y usar la información almacenada en las empresas más exigentes.

Colombia entró en firme desde la primera semana de marzo en una nueva era que la coloca a la vanguardia tecnológica en el manejo de grandes paquetes de información. Y lo hizo gracias a las innovaciones que en esta materia empezó a aplicar la firma estadounidense EMC2 en su nuevo equipo Symmetrix, que se puede conectar al mismo tiempo a cualquier sistema operacional, algo que hace diez años era inimaginable.



El famoso analista global Alvin Tofler predijo que después de la era de los recursos naturales y de la industrial vendría la de la información. Hoy esta era apenas está iniciando. Y eso para muchas empresas medianas y grandes conlleva enormes problemas. Descuidar la información significa colocar en la cuerda floja el corazón de la compañía y poner en juego el futuro de una organización.



Hasta ahora, la mayoría de empresas colombianas tienen toda su información en servidores con grandes discos duros y en cintas magnéticas que se conectan a un servidor principal. Los bancos, por ejemplo, tienen problemas mucho más complejos, como manejar la información que necesitan varios tipos de servidores --que no sólo utilizan máquinas con sistemas operativos, como Windows 95 o Windows NT--, sino también poderosos servidores con sistemas como el Unix u otros que, dadas su complejidad y alta especialización, se reservan a grandes corporaciones. Así las cosas, muchas veces, la información debe duplicarse para que computadores con sistemas diferentes puedan leerla. Una tarea, a todas luces, nada fácil de ejecutar.



En realidad, la administración de la información electrónica es uno de esos factores difíciles de medir, palpar e imaginar cuando se habla de bases de datos de dos, seis o hasta treinta terabytes. Si se tiene en cuenta que un terabyte es un poco más de mil gigas y que un giga son mil megas, estas bases de datos ocupan quinientas o más veces la capacidad de un computador personal que tenga un giga de disco duro. Bases de datos enormes sólo las pueden manejar equipos altamente sofisticados y costosos. Claro que nadie desearía ahorrar unos pesos si está en juego el futuro de su empresa por falta de información rápida y confiable.



Fuera de lo común



Desde hace algún tiempo se conocen en Colombia equipos capaces de manejar importante cantidad de información. Pero con el arribo de los bancos españoles se están generando nuevas corrientes de mercadeo y premios para cautivar clientes, y también ha habido un vuelco en el manejo de toda la información. El Banco Santander está acabando con informaciones duplicadas en diversos sitios para concentrarlas en un gran grupo de discos duros.



Para ello adquirió el equipo Symmetrix de la compañía EMC2, una de las líderes, junto con IBM y algunas otras, en ofrecer este tipo de productos para AT&T, MCI, Wall Street, NASA, bancos, compañías de seguros, fondos de pensiones y cualquier empresa que maneje toneladas de información y diversidad de sistemas operacionales.



Todo sería convencional si no fuera porque el equipo que compró el Banco Santander es ideal para conectarlo al mismo tiempo a cualquier sistema operacional. Esta supermáquina puede conectarse a más de veinte sistemas operacionales, suministrar información a tiempo a cada uno de ellos y aún así proveer funciones sorprendentes. Además, se autovigila y llama a computadores especiales cuando predice que algo malo puede suceder. Aunque puede sonar a un sexto sentido, ésta es una de sus habilidades más desarrolladas. Así mismo, permite cambios de partes y mantenimento sin tener que apagarlo o desconectarlo y administra todos sus recursos para ser más eficiente entregando datos a todos los usuarios que lo requieran.



Dinero habló con Unisys, la compañía que por una alianza con la firma estadounidense EMC2 está abriendo este nuevo mercado en Colombia, y con David Binkunski, gerente regional de ventas de EMC2, quien opina que este nuevo concepto de almacenamiento no es importante por la cantidad de información que pueda almanenar sino por el software que la administra. Es decir, el secreto es la programación interna de estas supermáquinas más que el producto en piezas que se entrega. Esto en pocas palabras significa pagar por conocimiento, algo que los fabricantes de computadores en todo el planeta guardan y protegen celosamente.



Según la información de Unisys están por firmarse varios principios de acuerdo para que otros bancos españoles implementen este tipo de tecnologías en Colombia, hecho que no sólo es excelente por todos sus adelantos sino también por los beneficios para el usuario, que ahora sabrá con mayor seguridad que su información está bien protegida.



Estas supermáquinas muy pronto se convertirán en el corazón de otras empresas colombianas que de antemano saben que Tofler no estaba equivocado cuando predijo que el mundo muy pronto entraría en la era de la información.



EMC2: http://www.emc.com

Unisys Colombia: http://www.unisys.com
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?