Outsourcing de tecnología

| 10/22/1999 12:00:00 AM

Outsourcing de tecnología

Las empresas cada vez tienen que concentrarse más en su negocio principal y evitar distracciones.

A las puertas de un nuevo siglo, el outsourcing se perfila como un negocio de proyección mundial. La competencia por los mercados es más compleja y las empresas deben concentrar sus esfuerzos en los negocios críticos. Así el outsourcing les permite delegar procesos definitivos, pero que pueden desviarlas de las áreas que representan su ventaja competitiva.



Las manufactureras tienen que investigar y desarrollar nuevos productos, producir alta calidad, vender, satisfacer a sus clientes. Las empresas de servicios financieros tienen que competir por los recursos y llegar a sus clientes con opciones atractivas y competitivas. El mundo de hoy exige una alta especialización pues las ventajas competitivas no duran y las tecnologías son fácilmente copiables.



El outsourcing gana cada vez mayor espacio en el control de procesos informáticos, el manejo de divisiones de sistemas, recursos humanos, transporte y manejo de centrales telefónicas, entre otras.



Las empresas entregan estas actividades y esperan mayor efectividad a menor costo. Y una ventaja clave: se liberan de procesos que distraían su atención para concentrarse en sus objetivos.

El outsourcing está en auge en todas las áreas e industrias. Según estudios realizados por Yankee Group, que investiga mercados y tendencias en tecnología, solo en tecnología de información, el outsourcing moverá unos US$270.000 millones en 1999.



Colombia sigue esta tendencia. Unisys, IBM, Microsoft, firmas de consultoría y nuevas compañías de internet han ganado un espacio en este nicho. La multinacional Unisys proyecta que para los próximos años el 30% de sus ingresos globales vengan de la prestación de estos servicios.



IBM montó el Service Delivery Center, con recurso humano especializado y soporte tecnológico, para que empresas grandes y pequeñas dispongan de un outsourcing en tecnología e información. Hoy es la tercera parte de los servicios que presta esta empresa en Colombia.



Outsourcing estratégico



El outsourcing de tecnología de información es una decisión estratégica. Cuando una empresa define que su foco no es administrar servicios informáticos, da un paso crítico que representa ganar en competitividad y también riesgos: tomar decisiones equivocadas, entregar procesos críticos. Pero la empresa debe saber qué delega y en qué condiciones. Con un plan de negocios cuantifica los ahorros o ingresos adicionales, el tiempo de recuperación de la inversión y su rentabilidad para el negocio.



El outsourcing no es la contratación de un servicio más, es una inversión de mediano plazo. La empresa que ofrece el servicio pasa de proveedor a socio que brinda crecimiento, productividad y mayor satisfacción a los clientes. "Esto implica que los proveedores conozcan la industria y apliquen las mejores prácticas", explica Félix Palacio, gerente para América Latina de IBM Global Services.



Primeros pasos



La globalización, los avances en la tecnología y el valor agregado hacen que los empresarios replanteen el manejo de sus negocios. En 1989 Eastman Kodak dio en outsourcing todas sus operaciones de tecnología de información y se convirtió en una de las primeras empresas en utilizar esta herramienta.



En Colombia, Orbitel, la larga distancia de EPM, cedió la facturación a IBM al entender que su negocio era prestar el mejor servicio en telecomunicaciones.



El outsourcing es un contrato de largo plazo y fecha de vencimiento. Ahí, la empresa puede seguir con el proveedor, retomar el proyecto o entregarlo a otro proveedor. Una encuesta de Michael F. Corbett & Associates a 200 empresarios que usan estos servicios en Estados Unidos, muestra que el 71% está satisfecho con el servicio.



Para Jorge Salgado, gerente de servicios de información de Unisys, la clave del contrato es que sea flexible, entre empresas con una cultura parecida y la compañía contratante esté convencida de la necesidad de hacer outsourcing. "El éxito de un proveedor está en tener varios clientes para lograr economías de escala que se puedan transferir al cliente", afirma Celso Ortega, Ernst & Young. Economías de escala que significan ahorros del 10% al 30% en los costos.



¿Es para todos?



Las empresas entregan a un tercero un proceso de tecnología e información para enfocarse en su actividad central, alinear la estrategia de tecnología con el negocio, mejorar el servicio al cliente, reducir costos y aumentar competitividad. Aunque una empresa cumpla estos requisitos, para pensar en esta posibilidad debe tener en cuenta que el outsourcing no siempre es la solución correcta para cada negocio.



Antes de esta decisión, se deben analizar los costos de la operación y compararlos con el precio que fije el proveedor para determinar el ahorro potencial. Otro factor es la pérdida de control sobre el proceso; si no se está del todo convencido, es mejor hacerlo por fases o escoger ciertos procesos en vez de entregar un proceso completo.



El proveedor debe ofrecer valor agregado, predecir costos, tener políticas similares con la compañía y, ante todo, comprometerse a cumplir resultados.



El outsourcing también hace auditorías de informática y supervisa proyectos de sistemas con inversiones cuantiosas. Las auditorías evalúan la seguridad de los sistemas de información, los controles de las plataformas computacionales y las personas que tienen acceso a la información.



Miguel García, de KPMG, explica que la interventoría en proyectos de sistemas sigue el contrato entre las partes, especifica el objetivo y alcance del servicio, los productos que entregará el proveedor y todos los compromisos del proveedor. La interventoría es una tercera opinión que vigila.



Tendencias



Internet es un canal óptimo para solucionar problemas críticos en las compañías. Y como otros procesos, el desarrollo del web corporativo, alojamiento de páginas web, servidores y comercio electrónico se realizan con outsourcing.



Los ejecutivos buscan dar valor agregado a sus clientes y lograr ventajas competitivas. "La página de internet es una herramienta gerencial para reducir costos y aumentar rendimiento", afirma Guillermo Jaramillo, vicepresidente comercial de URC International.



Con esta herramienta, se decide online: con la intranet que URC instaló en Invías, el gerente o un obrero supervisan la construcción del túnel de Villavicencio.



La economía de internet reestructura los negocios: relaciones con proveedores, clientes corporativos, clientes finales e interacciones entre los empleados. La red abre nuevas fuentes de ingresos y crea valor para las empresas. Hoy los gerentes se preguntan: ¿cuál es mi competencia crítica? ¿Hasta dónde llega mi conocimiento del negocio y en qué punto arranca el outsourcing?



El outsourcing de informática está en pleno auge, sus crecimientos reales anuales se estiman en cerca del 20% para los próximos cinco años. Pocas industrias tienen pueden duplicar su tamaño cada cuatro años.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.