| 3/20/2009 12:00:00 AM

¡Ojo con la próstata!

En Colombia los hombres son renuentes a practicarse el examen.

Las razones son varias. A veces porque el exceso de trabajo va aplazando indefinidamente el examen, otras porque buena parte de la población mayor de 40 años no tiene cobertura médica y a que muchos aún consideran la prueba de tacto rectal muy engorrosa. Por eso en Colombia de cada cuatro tumores que se detectan en la próstata, tres se encuentran en estado avanzado y con serias posibilidades de desarrollar cáncer. En Europa, por ejemplo, esta relación es de apenas uno.

Según el urólogo Felipe Gómez, quien está al frente de la Clínica de la Próstata de la Fundación Santa Fe, el riesgo lo comparten todos, pues se estima que de cada seis hombres mayores de 50 años, uno desarrollará cáncer de próstata, considerada la segunda causa de muerte en los hombres. De acuerdo con cifras de la Liga de Lucha Contra el Cáncer, en Colombia se registran anualmente unos 6.000 casos, de los cuales más de la mitad resultan fatales.

"A los 50 años, una cuarta parte de los hombres tiene síntomas secundarios de otra patología común que es el crecimiento prostático benigno. Sin embargo, la recomendación general es que si el papá o un hermano desarrolló cáncer de próstata, hay que empezar a hacerse los controles a los 40. Esto con el propósito de hacer el diagnóstico temprano, pues en cuanto a prevención aún no tenemos nada que ofrecer", advierte.

Según el especialista, este es uno de los cánceres que diagnosticado a tiempo tiene las más altas posibilidades de curación. Pero si se descubre de manera tardía no existe ninguna probabilidad de cura. De ahí la importancia de hacerse exámenes periódicos, por lo menos una vez al año.

Los hombres que le huyen al examen tacto-rectal, están optando por la prueba de sangre (antígeno prostático) para determinar si hay afección. Sin embargo, Gómez recalca que este sistema no sirve para determinar si hay presencia de cáncer. "Hasta ahora, nada reemplaza la prueba física. No es dolorosa, es rápida y la información que suministra no la sustituye nada por el momento", dice.

En su proceso inicial, el cáncer de próstata no presenta síntomas. Pero a medida que el tumor crece se dificulta orinar y la fortaleza del chorro se reduce. También hay ardor y se orina con mayor frecuencia pero cada vez con menos cantidad, especialmente en horas de la noche. Otros síntomas relacionados son la eyaculación dolorosa, sangrado y dolor continuo en la parte baja de la espalda.

Para profundizar aún más sobre el tema, hace un mes abrió sus puertas la Clínica de la Próstata, de la Fundación Santa Fe, en Bogotá, que ha sido líder en el estudio de la patología prostática en el país. Cuenta con equipos de última tecnología en las áreas de clínica, diagnóstico temprano y control terapéutico para el tratamiento de crecimiento prostático y cáncer, en cuya adecuación se invirtieron $500 millones. Tiene capacidad para atender 60 pacientes diarios.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?