| 3/4/2005 12:00:00 AM

Mal de muchos

La gastritis es un mal muy común para los hombres y mujeres entre 30 y 40 años. ¿Cómo prevenirla?

Hace 15 años, las personas consultaban a los gastroenterólogos por úlceras. Hoy la gastritis se convirtió en la principal causa de consulta con estos especialistas. Cerca del 80% de hombres y mujeres entre los 30 y los 40 años presentan una gastritis leve o moderada ocasionada por los malos hábitos alimentarios y la deficiente masticación de los alimentos, de acuerdo con el doctor Mario Navarro, miembro de la Sociedad de Gastroenterología de Colombia. Como se ve, esta inflamación del revestimiento interno del estómago es un tema serio.

Los síntomas de la gastritis pueden ir desde una sensación de ardor en el estómago, hasta cosas en apariencia tan lejanas de un desorden gástrico como una anemia, que una gastritis hemorrágica produciría.

Las causas de esta enfermedad están con frecuencia en los hábitos alimentarios, aunque también se asocian con la aparición de la bacteria helicobacter pylori.

En los casos más benignos, las comidas demasiado abundantes y ricas en grasas, el alcohol y cigarrillo irritan la mucosa gástrica, lo cual ocasiona dolor y reflujo. A veces, esta irritación se desarrolla cuando confluyen situaciones de tensión por dificultades laborales o económicas, con desorden en las comidas. En casos más complejos, o crónicos, se presenta la helicobacter, que a veces se asocia incluso con el cáncer de colon.



Los remedios

Hasta los 80, para aliviar las gastritis, los médicos recomendaron un tratamiento que consistía en tomar antiácidos y leche por dos semanas. Hoy, muy al contrario, en la mayoría de los casos formulan dietas que eliminan los lácteos. La razón es que estos productos son ricos en calcio y grasa que estimulan la producción de ácido clorhídrico, que agrava el dolor.

Según el doctor Navarro, ahora los tratamientos para la gastritis leve utilizan antiácidos y el sucralfate. Para gastritis de intensidad media, menciona los 'bloqueadores de bomba de protones', como los omeprazoles genéricos. Para los más graves, los antibióticos como Amoxicilina, Claritormicina y el Omeprazol de diferentes tipos. Estos medicamentos se deben utilizar unicamente cuando el médico especializado los haya formulado.

Si a las ocho semanas de este tratamiento no hay una total recuperación, se debe realizar una endoscopia de las vías digestivas, para descartar una enfermedad estomacal más severa.

Gastritis, una enfermedad de nuestros tiempos, que puede ser evitada con una vida sin excesos.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?