| 11/24/2006 12:00:00 AM

Hable de sexo

En 2005, según Profamilia, el 21% de las adolescentes colombianas estuvo embarazada. Es necesario que los padres hablen de sexo con sus hijos. ¿Cómo hacerlo?

El embarazo adolescente es considerado por el Ministerio de Protección Social como uno de los cinco daños más importantes para la salud de los colombianos. Una de las causas es que los jóvenes se involucran en relaciones sexuales a muy temprana edad, el 11% de las mujeres tiene su primera relación antes de los 15 años y el 40% antes de los 18, según la Encuesta Nacional de Demografía y Salud 2005. Lo más grave de esto es que lo hacen sin protección, pues solo el 20% de las adolescentes entre 15 y 19 años utiliza métodos de planificación.

Parte de la solución a este problema está en los padres, que pueden evitar que esta cifra aumente cada vez más, hablando con sus hijos e informándolos sobre el tema del sexo. Según Annie de Acevedo, psicóloga especialista en niños, adolescentes y familia, para lograrlo el padre y la madre deben ser firmes y amorosos al mismo tiempo. Para esto, lo primero que deben hacer es acercarse al adolescente y desarrollar la confianza. Aunque esto no es fácil pues en la adolescencia, el sentimiento de amor que antes estaba centrado en los padres se vuelca sobre sí mismo y sobre sus mejores amigos, a quienes el adolescente idealiza, admira y con quienes establece fuerte lazos de amistad. "Por esta razón, lo que el padre debe buscar es ser un compañero para su hijo más que un amigo, compartir la música que le gusta al niño, invitarlo a un restaurante o al cine", dice Acevedo. Aquí hay que tener cuidado en no entrometerse demasiado en la vida del adolescente y respetar lo que le quiera contar y lo que no.

Otro factor relevante es el lenguaje que se use al hablar de sexo. Para esto, se pueden aprovechar algunas situaciones en los que el tema se pone sobre la mesa. Siempre hay que hablarles con claridad y simplicidad, pues ellos ya no son niños y pueden comprenderlo perfectamente. Por ejemplo, si están viendo una película y hay una escena de sexo, es bueno preguntarle al niño o adolescente qué opina de ella, y contarle la diferencia entre el sexo casual y el sexo con amor. Otra situación clave puede ser, cuando su hijo le esté hablando de un caso de una compañera que quedó embarazada o usted mismo le puede poner ejemplos y así esto permitirá que se vaya desarrollando una conversación normal entre los dos. "Siempre debe respetar las opiniones de su hijo, debe dejarlo hablar y sin ser autoritario, dar su opinión para que sienta que usted se preocupa por él; en últimas, supervisarlos sin controlarlos", afirma Acevedo.

El inicio de las relaciones sexuales debe ser una decisión autónoma e informada y sin ningún tipo de presión, pero recordando que los jóvenes tienen derecho a vivir una sexualidad placentera y libre de riesgos. Aunque los padres se mueran de vergüenza, más que entregarle un condón a su niño, lo que el padre debe hacer es hablar del tema, sentarse con sus hijos y verificar que estén bien informados, sin juzgarlos ni regañarlos. En esta conversación no solo se debe hablar sobre cómo usar los anticonceptivos para prevenir el embarazo, sino también de cómo esos métodos previenen enfermedades y sobre todo se debe recalcar la importancia de hacerlo con amor y ser monógamos en las relaciones sexuales.

Si usted todavía no se ha sentado a hablar con su hijo o hija sobre sexo, es hora de hacerlo, pero teniendo en cuenta que el adolescente puede estar más, aunque no mejor informado que usted.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?