| 5/28/2004 12:00:00 AM

Fuego estomacal

Cualquier dolor, ardor o malestar en la 'boca del estómago' puede ser síntoma de úlcera. Es recomendable acudir al especialista para obtener un diagnóstico preciso y evitar males mayores.

Todas las personas que sufren de úlcera la describen como un incendio interno a la altura del abdomen, que la mayoría 'apaga' temporalmente con más comida, algún antiácido o, simplemente, a punta de estoicismo. Sin embargo, esta enfermedad digestiva es consecuencia de tantos factores que no se puede tratar a la ligera y, por el contrario, amerita el cuidado y atención de un médico especialista.

La úlcera es una herida o cavidad -a diferencia de la gastritis, que es una inflamación- localizada en el estómago o el duodeno, causada por un desequilibrio interno que altera y aumenta la producción de ácidos y pepsinas en el organismo, y que lesiona la mucosa gástrica protectora del intestino. Tras ayunos prolongados o después de una hora de haber comido, esta ulceración genera en quienes la sufren un desagradable ardor en el estómago.

La ventaja es que ahora hay tratamientos efectivos para superar el mal y que basta seguir las recomendaciones del gastroenterólogo de confianza para apagar ese fuego interno y mejorar, por ende, su calidad de vida.

Es crucial encontrar el origen de la enfermedad en cada persona, pues varios factores individuales que pueden aumentar la acidez gástrica.

"Por un lado está la aparición en el organismo de una bacteria llamada Helicobacter pylori, que se adquiere por vía oral y que debe ser tratada con antibióticos, y por el otro están la ingesta frecuente de antiinflamatorios o analgésicos no esteroideos, que combinados con factores endógenos y malos hábitos desencadenan enfermedades digestivas", afirma el gastroenterólogo Gonzalo Velandia.

Según la Asociación Colombiana de Gastroenterología, en Colombia la infección por Helicobacter Pylori afecta al 86% de los adultos mayores de 20 años, pero por cuestiones genéticas únicamente le da úlcera al 15% de los que la padecen.



Los riesgos

No obstante, el problema de fondo es que las enfermedades digestivas, cuando son descuidadas, pueden enmascarar un cáncer gástrico, que sigue siendo la principal causa de muerte por cáncer en el país (5.200 al año). "Por eso, la recomendación es clara. En Colombia, toda persona mayor de 30 años y que sufra dolor o molestia en la parte alta del abdomen debe hacerse una endoscopia", enfatiza William Otero, presidente de la Asociación Colombiana de Gastroenterología, y quien junto con otros especialistas hace esa recomendación en un estudio recientemente publicado.

"De cada 100 pacientes que sufren dispepsia, o dolor centrado en el abdomen superior, el 73% no tiene una causa estructural que explique los síntomas y el 14% es ocasionado por úlceras pépticas (14%). Pero la tercera causa es el cáncer gástrico (9%)", advierte Otero. Así que es mejor recurrir a tiempo a las ayudas diagnósticas que existen hoy, para empezar a calmar ese molesto ardor en el estómago que genera la úlcera y quizá, males mucho peores.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?