| 7/24/2009 12:00:00 AM

Acciones por internet

La compra-venta de acciones colombianas a través de internet crece. Conozca esta opción para invertir como un experto.

Más de 2.000 personas, según la Bolsa de Valores de Colombia (BCV), compran y venden directamente hoy acciones de las empresas más grandes del país desde su casa u oficina a través de internet, sin la necesidad de estar llamando a su corredor de bolsa para que haga las operaciones.

Si bien este tipo de transacciones on-line representa un porcentaje muy bajo de lo transado en el mercado, se espera que en los próximos años alcance niveles de países más desarrollados. En Brasil, por ejemplo, el 75% de las transacciones se hace a través de este canal.

En Interbolsa, que ofrece una plataforma que funciona en línea y en tiempo real, este tipo de transacciones representan el 8% del total que transa. Dado el peso que esta compañía tiene en el mercado, se podría decir que entre el 2% y el 3% de las acciones que se mueven en el país lo hacen por internet. Según relata Andrés Uribe, director de Interbolsa Online, recibe, en promedio, una orden por minuto. "Nuestros 450 clientes han hecho órdenes por más de $455.000 millones y han negociado $212.000 millones en lo corrido del año. Esto es, 15 operaciones mensuales en promedio", afirma. Interbolsa cuenta con dos tipos de plataformas: una para clientes expertos, como fondos de pensiones, ex-corredores, inversionistas con grandes portafolios en los que tienen prácticamente la misma información que un corredor (puntas, cierres, profundidad de cada acción) y otra mucho más sencilla para personas que no transan frecuentemente.

A su vez, Correval e-trading tiene un programa que se instala en su computador sin costo. "Es una plataforma automatizada e integral (se ve todo en la misma pantalla) para que haga sus órdenes en línea", afirma Federico Sorzano, su gerente. Esta empresa tiene alrededor de 1.200 clientes, de los cuales 50% operan mensualmente y realizan cerca de cinco operaciones en promedio. Estas transacciones solo representan cerca del 1% de las operaciones de la firma.

Según la BVC, están a punto de entrar a este mercado Afin y Bolsa y Renta, mientras Global Securities ya ofrece el servicio mediante el mismo mecanismo utilizado por Correval.

Ganancia en rapidez

La gran ventaja de operar a través de estos mecanismos es la rapidez y agilidad en la toma de decisiones, pues se tiene contacto directo con el mercado y se elimina un intermediario. Y, si bien se pierde la asesoría del experto, las firmas ofrecen chats, noticias de primera mano, cursos e informes sobre tendencias del mercado, entre otras cosas, que permiten seguir contando con un gran soporte.

Además, se puede entrar desde montos menores. En Correval, desde $5 millones y, en las otras, desde $1 millón, aunque si va a transar frecuentemente no se recomienda entrar con montos bajos, pues el valor mínimo de cada transacción es de $1 millón. En cuanto a la comisión, esta es mucho menor. Por ejemplo, por una operación de $10 millones, un trader cobra alrededor de $100.000. En una plataforma electrónica, le cobrarían en promedio alrededor del 0,3% del monto de la operación, más un costo fijo que está entre $10.000 en Interbolsa y Global Securities, y $15.000 en Correval, por operación. Esto significa, en el caso del ejemplo, un costo total de $40.000, más un IVA del 16%. Sin embargo, las firmas tienen tarifas aún más bajas para clientes que operen frecuentemente y con montos altos, porque pueden diluir el costo fijo y alcanzar tarifas del 0,2% de la operación. En Interbolsa, los volúmenes son acumulados dentro del mismo mes.

A pesar de las ventajas de transar por internet, es claro que este canal no suplanta al corredor sino lo complementa, pues le permite concentrarse en manejos de portafolio y, a la vez, se democratiza y masifica el mercado accionario.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?