| 10/29/2004 12:00:00 AM

Vientos de empalme

En un viaje relámpago a Brasil, los vicepresidentes de Avianca se reunieron con el empresario brasilero Germán Efromovich para revisar el plan de negocios de la aerolínea. Los ejecutivos quedaron sorprendidos por la agresividad de las expectativas que tiene el empresario. Propuso recortar en muchos casos a la mitad, el plazo para conseguir metas de crecimiento del plan estratégico. También los impresionó el conocimiento que tiene sobre el negocio aeronáutico y el tamaño de la operación de Sinergy en Sao Paulo. En últimas, es un jugador grande en Brasil, que es la octava economía más grande del mundo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?