| 4/7/2000 12:00:00 AM

Un hueco por cárcel.

Un vacío jurídico en la Ley 550 podría obstaculizar los beneficios tributarios establecidos para los empresarios que se acojan a ella. El Estatuto Tributario prevé que no habrá cárcel para los empresarios que utilicen recursos de la Retención en la Fuente y el IVA siempre y cuando las compañías se encuentren en concordato o en liquidación. Nada se dice sobre las empresas que se acojan a procesos de reestructuración, porque cuando se expidió el estatuto esta figura aún no existía. La Dian podría aprovechar este vacío para evitar los alivios tributarios de la ley de intervención económica.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 527

PORTADA

Ranking de las marcas más poderosas en las redes sociales 2017

Las redes sociales se han convertido en un medio de interacción de las empresas con sus audiencias. Invamer y Dinero entregan los resultados de cómo las gestionan 100 de las principales marcas del país.