Humberto Caiaffa, alcalde de Barranquilla.

| 11/1/2002 12:00:00 AM

Pensionados de mentiras

Los procesos de bancarrota tienen sus cosas buenas. En el proceso de verificación de la legalidad de las acreencias de la ciudad de Barranquilla, dentro del proceso de reestructuración de pasivos bajo la Ley 550/99, se pudo establecer que la ciudad pagaba 100 pensiones "ficticias". Resulta que la ciudad tuvo que abrir nuevas cuentas bancarias para poder monitorear y controlar los egresos de la ciudad y estos "pensionados" dejaron de registrarse. Ahora la ciudad no podrá ser tumbada tan fácilmente.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.