José Manuel Carbonell, Olímpica.

| 8/9/2002 12:00:00 AM

Final feliz.

Un gran susto se llevaron los funcionarios de Olímpica y de Santander Investment el pasado 17 de julio. Resulta que esa era la fecha prevista para la oferta del primer tramo de $40.000 millones de los bonos de la cadena, y fue el día en que sorpresivamente la devaluación aumentó 1%, al situarse la tasa representativa del mercado en $2.524, mientras que las tasas de los TES aumentaron 49 puntos básicos. A pesar de ese entorno adverso, lograron colocar el 100% de la emisión. Entre otros, compraron las AFP Porvenir y Horizonte, cada una con $10.000 millones, AFP Santander con $5.000 millones y Davivalores y Colpatria, con $3.000 millones cada una.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.