| 12/7/2006 12:00:00 AM

Corre El Tiempo

La definición de la compra de Jugos Tutti Frutti de Bavaria por parte de Postobón está demorada y seguramente se dará en 2007. La razón es que, a mediados de noviembre, la Superintendencia de Industria y Comercio requirió información adicional a las dos empresas. En este sentido, esta entidad tiene 30 días hábiles para pronunciarse a partir del momento en que las compañías contesten el requerimiento. La operación fue radicada el 8 de septiembre pasado para su aprobación u objeción. El negocio ascendió a US$55 millones.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?