| 9/26/2008 12:00:00 AM

Alimentos rigurosos

El Gobierno va a poner en cintura a las empresas de alimentos para evitar que generen confusión entre sus consumidores frente al componente nutricional de sus productos empacados o envasados. En noviembre entrará a operar la resolución 288 del Ministerio de Protección Social, que reúne las mejores prácticas de Europa y Estados Unidos sobre etiquetado nutricional. La norma también tendrá efecto en las campañas publicitarias, ya que el Invima tendrá que verificar que los atributos promocionados en el producto estén de acuerdo con los verdaderos componentes nutricionales que este contiene. Las más felices con la medida son las principales compañías nacionales, porque esto garantiza una competencia justa entre ellos y facilita los procesos de exportación.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?