| 3/28/2008 12:00:00 AM

¿Nuevos mercados? Sí existen

La diversificación de mercados es posible. Los exportadores tienen que empezar a explorar aquellos que se abrirán con los nueve TLC que estarán vigentes en 2010.

La crisis diplomática que afrontó Colombia con sus vecinos dejó varios mensajes claros para el gobierno y los exportadores. El primero: Venezuela y Ecuador -segundo y tercer destino de nuestras ventas en el exterior- son y seguirán siendo mercados inestables y riesgosos, pues van al ritmo de dos mandatarios impredecibles. El segundo: hay que empezar inmediatamente a buscar otros destinos para los sectores económicos colombianos que exportan principalmente a esos dos países, entre estos, el automotor, el petroquímico, el textil, el metalúrgico, los productos alimenticios y la industria gráfica. El tercero: es necesario empezar a explorar las oportunidades comerciales que para estos y otros sectores se abrirán en un mediano plazo, cuando entren en vigencia los tratados de libre comercio que negocia el gobierno actualmente.

La tarea no es fácil, requiere de estudios, tiempo y recursos. Sin embargo, existen alternativas por explorar y "los empresarios no pueden seguir esperando a que se superen los problemas inmediatos que se presentan con los vecinos", asegura Mauricio Reina, investigador asociado de Fedesarrollo. Tampoco pueden esperar a que entren en vigencia los nueve tratados de libre comercio en el año 2010, para indagar sobre las oportunidades de diversificación que existen en mercados como el chileno, el europeo, el canadiense y el centroamericano.

Alternativas para Venezuela y Ecuador

Una investigación realizada por Fedesarrollo, trabajó sobre las oportunidades que podrían tener, en otros países, los sectores colombianos cuyas exportaciones están concentradas en Venezuela y Ecuador. Cuatro sectores son los más expuestos a la inestabilidad de los dos mercados: el automotor, el petroquímico, el textil, y el de metalurgia y metalmecánica. También tienen exportaciones importantes los productos alimenticios hacia Venezuela y la industria gráfica hacia Ecuador.

Teniendo en cuenta el índice de intensidad exportadora de estos sectores, que establece la intensidad con que un país importa cierto tipo de producto, la investigación concluyó que existen alternativas interesantes para la industria alimentaria, la industria gráfica y la petroquímica colombiana. Entre los países que más importan productos alimenticios están Honduras, El Salvador, Guatemala y Perú. Con los tres primeros ya tenemos un TLC firmado y con Perú contamos con excelentes relaciones políticas. Es más, "ya existen empresas colombianas del sector alimentario interesadas en invertir en ese país", asegura Reina.

Para el sector petroquímico se encuentran entre los principales importadores varios países de la región a los cuales se podría apostar: Argentina, Brasil, Perú, Bolivia y de nuevo Centroamérica. En este punto cabe resaltar que Argentina y Brasil hacen parte del Mercosur, con quien la Comunidad Andina de Naciones -CAN- ya perfeccionó un Acuerdo Comercial. Por el lado de la industria gráfica, en la que Colombia es el primer proveedor en Ecuador, vuelven a aparecer como principales importadores el triángulo centroamericano, Costa Rica, Bolivia, Perú, Noruega y Suiza. Lo interesante de estos dos últimos países es que junto con ellos estamos negociando el TLC con los demás países de la Asociación Europea de Libre Comercio -Efta-.

El sector textil, el automotor y el de metalmecánica parecen no tener la misma suerte según esta investigación. Aunque para el primero se encuentran importadores con posibilidades, como Guatemala, Estados Unidos y Costa Rica, los demás -Francia, Italia y Alemania- son de difícil entrada. "Este sector depende en su gran mayoría de la aprobación del TLC con Estados Unidos y de un problema estructural que es la competencia asiática", comenta Reina. Por último, para la industria automotriz las cosas son quizás más duras. Entre los primeros importadores a nivel mundial se encuentran Canadá, España, Estados Unidos y Reino Unido; todos mercados desarrollados difíciles de penetrar con el producto terminado, pero con posibilidades para las autopartes.

Acuerdos comerciales: más luces

No solamente hay que buscar mercados para los sectores que dependen de los volubles mercados vecinos. Es claro que en un mediano plazo los empresarios colombianos podrán acceder, con preferencias, a 54 países; sin embargo, el reto según Santiago Pardo, coordinador de negociaciones internacionales del Consejo Gremial, es dejar de exportar productos primarios a todos ellos y más bien encontrar la manera de suplir sus necesidades de importación con otros productos más elaborados con los cuales también podemos competir y a la vez diversificarnos.

El gobierno colombiano ya firmó tres de los nueve tratados que se encuentran en la agenda, el de Estado Unidos, el de Chile y el del triángulo Centroamericano -Honduras, Guatemala y el Salvador-. En negociación se encuentran el TLC con Canadá, el Acuerdo de Asociación CAN-Unión Europea, y el TLC con el Efta. El primero y el último ya están avanzados y podrían firmarse antes de que se termine el primer semestre de 2008, mientras que el acuerdo de asociación con la Unión Europea se tomará más tiempo, pues primero deberán armonizarse muchos temas dentro de la CAN, entre los cuales, uno de los más importantes es el trato diferenciado para Bolivia y Ecuador.

Así las cosas, según el ministro de Comercio, Industria y Turismo, Luis Guillermo Plata, en 2010 tendremos vigentes nueve acuerdos comerciales más, que desde ya abren oportunidades para la agroindustria, las confecciones y los textiles, la industria farmacéutica y el sector petroquímico, entre muchos otros.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?