| 3/26/2010 12:00:00 AM

Exportadores no quieren dejar de ser Altex

Mientras en 2008 un total de 503 empresas colombianas exportaron más de US$2 millones, el año pasado 391 compañías lograron este nivel de ventas.

La caída de las ventas a Venezuela no solo ha generado un hueco en las finanzas de cientos de compañías colombianas que tenían allí su principal mercado, también tiene a punto de cambiar de régimen aduanero a decenas de compañías que habían alcanzado en 2008 la denominación Altamente Exportadoras (Altex) y venían gozando de los beneficios que les otorga esta figura.

La abrupta caída en las ventas hacia el vecino país les impidió cumplir los requisitos que exige la denominación Altex: por un lado, exportar más de US$2 millones y que esta cifra corresponda a 30% de las venas totales, o vender al exterior más de US$21 millones independientemente de la participación en las ventas.

Ana María Camacho, directora de estudios económicos de la Cámara Colombo-Venezolana, explica que mientras en 2008 un total de 503 empresas exportaron más de US$2 millones, el año pasado esta cifra pasó a 391. "Muchas de estas exportaron en 2008 a Venezuela, lo que implica que con la caída en las ventas de 2009 podrían dejar de percibir este beneficio", explica la experta.

Y es que la pérdida de clasificación Altex ha generado cierta preocupación entre algunos de los empresarios que utilizan la figura, pues temen que debido a un factor que está por fuera de su manejo directo perderán unos beneficios en momentos en que el negocio exportador enfrenta grandes desafíos.

Pero ¿de qué se pierden quienes dejan de ser Altex? Diego Rengifo, vicepresidente de exportaciones de Analdex, explica que en el país alrededor de 1.000 empresas gozan de los beneficios aduaneros contemplados, ya sea para los Usuarios Aduaneros Permanentes (Uap) o los Altex, cuya renovación se realiza anualmente. Los primeros son unos 788 y los segundos 240.

Entre los beneficios de esta clasificación aduanera está el tax credit, figura que permite realizar pagos de los trámites de comercio exterior en los primeros cinco días del mes siguiente al que realizaron las operaciones. A esto se suma que buena parte de las empresas Altex tienen la doble condición de ser Uap, con lo cual pueden constituir una 'garantía global' para responder por sus operaciones y más tiempo para pagar sus tributos.

En este caso, las empresas realizan sus trámites aduaneros muchas veces sin tener que pasar por las inspecciones y verificaciones, y cuentan con la posibilidad de constituir depósitos privados para nacionalizar mercancías en sus bodegas y plazo hasta por dos meses, prorrogable por un mes más para realizar la nacionalización, lo que le da al empresario un plazo adicional para el pago.

En el nuevo escenario exportador, algunos empresarios han pedido modificar las condiciones de acceso a esta figura.

Bernardo Escobar, director de Aduanas, explica que el tema está actualmente bajo estudio de la Dian, con el fin de flexibilizar las condiciones de manera que no se afecten los exportadores. A mediados de abril se llevará al Comité Triple A, donde se tomará una decisión.

El Gobierno tiene la última palabra, pues en una coyuntura de dificultades fiscales, cualquier decisión en materia tributaria exige una revisión cautelosa.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?