| 1/18/2008 12:00:00 AM

Ecuador, socio natural

El mercado ecuatoriano sigue creciendo para las exportaciones y las inversiones colombianas. La tendencia política del país vecino no representa ningún peligro para las relaciones comerciales.

Hoy en día, en materia de exportaciones, en el país tan sólo se habla del crecimiento que han tenido las ventas colombianas en el mercado venezolano, del peligro que representa para el sector exportador una crisis diplomática con ese país, y de la disminución que tuvieron este año las exportaciones al mercado estadounidense. Pero, de los demás mercados naturales con los que Colombia tiene relaciones, como es el caso del Ecuador, es poco lo que se ha sabido últimamente.

Según Nhora Vargas, directora de la oficina de Proexport en Quito, Ecuador es un mercado muy importante para Colombia. "Este se ha triplicado en los últimos seis años y representa uno de los mercados más importantes para nuestro país, después de Estados Unidos, la Unión Europea y Venezuela. A él exportan más de 200 empresas colombianas y los productos con valor agregado representan el 96% del total exportado al vecino país, una situación bastante particular".

Colombia también es importante para los ecuatorianos. Representa el tercer mercado para sus exportaciones totales y el segundo para sus exportaciones no petroleras, es un proveedor importante de energía eléctrica y es el tercer país que más recibe turistas ecuatorianos. "Los empresarios del país vecino ven en Colombia el mercado natural más afín, con estabilidad jurídica y política, costos de producción bajos e incentivos para la inversión extranjera directa", dice Vargas. Además, según el diario ecuatoriano El Vistazo, Colombia, el tercer país más poblado de América Latina y la quinta economía del continente, es una escala obligada para los empresarios ecuatorianos para quienes el mercado local se ha quedado pequeño.

Aunque las cifras de inversión bilateral no son muy significativas -Ecuador ocupa el lugar 21 entre los países que invierten en el país-, en los últimos tres años estas han venido recuperándose. Luego de que la crisis ecuatoriana a finales de los noventa llevara las inversiones a niveles muy bajos, existe una nueva ola impulsada por aquellos conglomerados empresariales que se están internacionalizando. Este es el caso del grupo Eljurí, que invertirá en total más de US$100 millones. Por su lado, "Hasta 2004 en Ecuador se habían constituido 1.053 empresas con participación de capitales colombianos y hasta el primer semestre de este año se habían registrado otras 84 empresas como sucursales de origen colombiano", asegura el Diario Expreso de Ecuador.

Colombia-Ecuador: ¿en qué estamos?
En los últimos seis años la balanza comercial con Ecuador ha sido superavitaria para Colombia, y registró su mayor incremento en el año 2005. Las exportaciones a Ecuador entre enero y agosto de este año ascendieron a US$823.384, un 5% más si se compara con el mismo periodo del año 2006. Dentro de los productos y servicios exportados, los más importantes son energía eléctrica, vehículos, medicamentos y artículos de higiene personal como tampones, toallas higiénicas y pañales. Por su lado, Ecuador en los últimos dos años aumentó 110% sus exportaciones hacia el mercado de nuestro país. Mientras en 2004 estas alcanzaron US$335 millones, en 2006 bordearon los US$706 millones. Los ecuatorianos venden al mercado colombiano, principalmente, vehículos, arroz, preparaciones de pescado, papel y cartón y calzado de caucho.

En materia de inversión el crecimiento también es importante. Y es que en este país existe un reconocimiento a la calidad de los productos colombianos y a los altos estándares del servicio al cliente. Así lo ha comprobado Leonisa, una de las empresas nacionales establecidas en el país vecino. "Nuestra marca es como local. A pesar de que nos establecimos allá hace 15 años, los ecuatorianos la conocen hace 50. En el último año nuestras ventas aumentaron 30%", comenta Jorge Armel, director de exportaciones de Leonisa.

La cercanía geográfica, la economía dolarizada del Ecuador, la seguridad y el más de medio millón de colombianos que habitan en ese país, son otros de los factores que inciden en la creciente presencia de negocios. Según Joaquín Cevallos, ex ministro de Comercio Exterior de Ecuador, "para los empresarios colombianos es una gran ventaja trabajar en una economía dolarizada pues producen en pesos y venden en dólares y como consecuencia, su costo de producción es más barato". No es entonces en vano que grandes empresas como Pintuco, Quala, Alpina, Servientrega, Productos Familia, Tecnoquímicas, y Hotel Dann Carlton hayan invertido en el vecino país, como también lo han hecho Armi, Pilatos, Tennis, pizzas Archie´s, Hamburguesas el Corral y Crepes & Waffles.

Aunque la inversión ecuatoriana en nuestro país es menos diversa, varias compañías han logrado posicionar sus negocios. Entre estas, el Banco Pichincha, Vitral, Conservas Isabel y Aerogal. "Colombia es un mercado cercano, amistoso, tradicional y al cual logramos entrar sin tener que aprender de una nueva cultura", asegura José Luis Gómez, presidente de Vitral, empresa de aluminio que se estableció en el país hace más de 30 años. Las nuevas inversiones también han obtenido buenos resultados. Pronaca, que inició operaciones en Colombia en 2005 ya construyó una planta de producción de productos de valor agregado en Cota, ha generado alrededor de 58 empleos directos, otros 728 empleos indirectos y cuenta con 2.600 clientes y 720 proveedores. Por su lado, el Grupo Eljurí, uno de los mayores conglomerados empresariales del Ecuador, incursionó en 2006 en el sector financiero, está invirtiendo en el sector automotor y tiene proyectos de inversión en turismo.

Oportunidades
Ya se ha visto que a pesar de la inclinación política del gobierno ecuatoriano, el comercio y las inversiones entre los dos países continúan con una buena dinámica. "Los empresarios radicados en Ecuador no deben temer por las nuevas reglas de juego en el ámbito político, el gobierno ecuatoriano ha sido, es y será respetuoso de los compromisos adquiridos con los capitalistas que le han apostado al país", asegura Emilio Velasco, director de la Cámara Colombo Ecuatoriana. "Es un momento importante para que Colombia aproveche las oportunidades que ofrece Ecuador", agrega.

Los cambios en las estructuras arancelarias por los que optó Ecuador favorecen a Colombia. Ese país aumentó las tarifas de importación para más de 1.000 partidas que provenían de Brasil, China e India, países con los que no tiene convenios. Por el contrario para la Comunidad Andina las tarifas se mantienen iguales, lo que les dará mayor competitividad a productos colombianos como los cigarrillos, los licores, los productos alimenticios procesados, textiles y confecciones, calzado y manufacturas de cuero.

Por su lado, los nuevos proyectos de vivienda y construcción de centros comerciales y hoteles, ofrecen oportunidades para los servicios de ingeniería y software y para materiales de construcción y muebles. Definitivamente, el mercado ecuatoriano tiene cómo seguir creciendo para los empresarios colombianos. Es importante saberlo en momentos en que tambalea el mercado venezolano y el TLC con Estados Unidos todavía no asoma su cabeza en el Congreso de dicho país.


¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?