Opinión

  • | 2005/01/21 00:00

    Una política de RSE con Cartagena

    La Colombiatón es "una forma" de Responsabilidad Social. Pero hay que hacer mucho más, sobre todo invertir.

COMPARTIR

La reacción demostrada por parte del sector privado ante la emergencia creada por el invierno en noviembre en Cartagena es digna de aplauso. Ciudadanos, a nombre personal, y compañías, algunas medianas o pequeñas, realizaron importantes aportes que sumaron alrededor de $12.800 millones. Estos recursos se destinarán a la construcción de más de 1.000 viviendas, el mejoramiento de otras 500 y la atención de algunos temas puntuales en infraestructura.

Bien por las empresas y personas que demostraron su solidaridad con Cartagena y su población1. Como se mencionó en la columna de la edición 219, a Cartagena hay que cuidarla, no solo en términos de la belleza. Hay que cuidar a su gente. Hay que darle cuidados intensivos a una población que casi se ha duplicado en los últimos 10 años, debido a los desplazamientos masivos generados por la situación de violencia.



La solidaridad, una cara de la RSE

Entre las múltiples facetas de la Responsabilidad Social Empresarial, la Colombiatón fue una importante demostración de solidaridad. Solidaridad necesaria y valiosa, y una forma de RSE. Ahora, la RSE como política del sector privado abarca otros aspectos.

El caso de Cartagena es tan grave que amerita políticas y acciones especiales. Tanto del sector privado, como del sector público. No hay espacio para dudas sobre la responsabilidad que le cabe al Estado con una ciudad que, como pocas, ha tenido que asumir los costos del desplazamiento masivo de población sin estar preparada en ningún aspecto para ello.

La pregunta que debemos hacernos es ¿cuál es entonces la responsabilidad del sector privado en la solución de esta otra "emergencia permanente" que vive Cartagena? Análisis desarrollados por distintas entidades como la Cámara de Comercio y la Corporación Granitos de Paz muestran cómo las necesidades más sentidas de la población están en las áreas de saneamiento básico y generación de empleo.

Las soluciones para el primer tema aparentemente están en camino. En la generación de empleo, si bien hay una esperanza en obras de infraestructura como TransCaribe, esta fuente de trabajo será pasajera. Acabadas las obras, podemos volver a la situación inicial. Es imperativo entonces emprender una gran cruzada para la generación masiva de empleos.

A estas alturas, podríamos preguntarnos: ¿la disminución del desempleo es responsabilidad del sector privado? La respuesta a esa pregunta escueta probablemente sería No, o al menos, No exclusivamente. Pero en un país como Colombia, el sector privado es el gran generador de empleo formal.



Canalizar inversión privada

No se trata simplemente de pedirle al sector privado de la ciudad que contrate más mano de obra. No. Se trata de buscar soluciones mucho más inteligentes y creativas. Se trata de imaginar estrategias y proyectos intensivos en mano de obra que puedan ser desarrollados competitivamente. Pero, sobre todo, se trata de adelantar una campaña nacional para invitar al sector privado para que contemple la posibilidad de realizar sus nuevos proyectos y ampliaciones en una ciudad que ofrece inmensas ventajas estratégicas y que los necesita como ninguna.

Al mismo tiempo, se trata de que los dirigentes públicos y privados de la ciudad emprendan una cruzada para generar las mejores condiciones para esa inversión. Abrir la ciudad, crear incentivos, mostrar sus ventajas económicas y estratégicas, en otras palabras, lanzar la más agresiva campaña para hacer de Cartagena el mejor destino de inversión.

Por su parte, ¿cuántos inversionistas, empresarios y dirigentes privados han disfrutado año tras año de esa hermosa ciudad? ¿Cuántos tendrían proyectos qué proponerle a la misma? ¿Cuántos podrían adelantar nuevos y lucrativos negocios en ella?

Invertir hoy en Cartagena es una forma de ejercer una rentable estrategia de Responsabilidad Social Empresarial. La ciudad lo necesita y está en capacidad de ofrecer los mejores retornos para quien decida apoyarla.



1. La lista completa de donantes se encuentra en la página de la Presidencia de la República http://cne.presidencia.gov.co/sne/2004/diciembre/11/10112004.htm )

* Presidente Consejo Directivo Compartamos con Colombia
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?