Opinión

  • | 2010/07/23 12:00

    Profesionales: maestros líderes

    La experiencia de Teach for America muestra cómo se generan líderes que buscan educación de calidad para todos.

COMPARTIR

Wendy Kopp planteó, en 1988, en su tesis de grado en la Escuela de Negocios Públicos e Internacionales de la Universidad de Princeton, que ella estaba convencida de que muchos en su generación estaban buscando formas de asumir una responsabilidad significativa que hiciera una diferencia real en el mundo y que los estudiantes de buenas universidades escogerían enseñar sobre muchas oportunidades más lucrativas si existiera un "cuerpo élite de maestros".

Así fue como desarrolló la idea de ayudar a eliminar la inequidad en la educación en Estados Unidos creando Teach for America (TFA), una organización que recluta recién graduados y profesionales para enseñar por dos años en comunidades de bajos ingresos, cuyo objetivo es tener un impacto directo en la educación, pero también volverlos líderes a lo largo de su vida para buscar educación de calidad para todos.

Los jóvenes tienen un entrenamiento intensivo de 350 horas con un fuerte componente práctico con estudiantes para prepararlos para asumir la tarea y después, a lo largo de sus dos años de servicio son apoyados por maestros con experiencia, muchos de ellos miembros de la organización TFA. El salario que reciben es el mismo que paga el colegio a sus docentes.

Aunque al principio fue difícil identificar y ubicar los primeros maestros, hoy más de 14.000 jóvenes han concluido su compromiso con TFA y el programa se ha vuelto muy popular entre los graduados de las mejores universidades, a tal punto que el año pasado se presentaron más de 35.000 aplicaciones para llenar 4.100 cargos a lo largo de los Estados Unidos.

Desde que se fundó la organización, se han llevado a cabo numerosos estudios independientes para medir la efectividad de los miembros de TFA. En un estudio publicado por el Urban Institute de Washington D.C. y el Calder Center en marzo de 2008, los autores revelaron que "los profesores de TFA tienden a producir un efecto positivo en el desempeño de los estudiantes de secundaria, en comparación con los profesores tradicionales, principalmente en matemáticas y ciencias".

Con el tiempo han descubierto que los maestros exitosos son principalmente líderes que logran resultados y que el liderazgo se adquiere de distintas formas y con experiencias variadas; unos en deportes, otros en organizaciones empresariales, educativas o comunitarias en múltiples campos, el factor clave es la capacidad de liderazgo, de atraer y motivar a los demás.

En el año 2001, dos organizaciones inglesas, London First y Business in the Community, dedicadas a participar en la comunidad, comprometieron a la firma McKinsey & Company para averiguar cómo las empresas podían ayudar a mejorar el desempeño de los estudiantes en Londres, encontrando que la calidad de los maestros era uno de los principales factores.

Brett Wigdortz, un miembro del equipo de McKinsey & Company, recomendó un programa orientado a los mejores graduados, usando el apoyo de líderes educativos y de negocios para llevar durante dos años a nuevos maestros excelentes a colegios que requerían soportes especiales.

El resultado fue que él creó Teach First en 2002 para transformar graduados excepcionales en maestros inspiradores, efectivos y líderes en todos los campos.

Inspirados en estas experiencias, en 2007 se lanzó Teach for All, que hoy es una red que está en 14 países, incluyendo Argentina, Brasil, Chile, Alemania, China, Australia y Perú. En Colombia, dos organizaciones sociales, la corporación Voluntarios Colombia y la Corporación Educación y Desarrollo están trabajando con la Red Teach for All para la puesta en marcha de la iniciativa en nuestro país.

Estas iniciativas nos invitan a hacer algunas reflexiones:

* Primera, cuál es el perfil de los candidatos que van a entrar a la carrera docente, cómo es su liderazgo, su personalidad, su filosofía y proyecto de vida, cuáles sus cualidades, habilidades y actitudes, cuáles los requisitos para ingresar a una carrera que debe ser formadora y transformadora de la sociedad.

* Segunda, qué pueden hacer el gobierno, los empresarios y las mejores universidades para que los mejores estudiantes vean la opción de ser maestros como una excelente opción de aporte, aprendizaje y desarrollo personal.

 * Tercera, cómo puede ser una carrera para un profesional que después de graduarse decide que una excelente opción de vida es dedicarse a la educación, consciente del aporte y el impacto que puede tener en el mejoramiento de la sociedad.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?