Opinión

  • | 1994/07/01 00:00

    Alivio al salario integral

    El Concejo de Estado sigue fallando en favor del contribuyente y en contra de la DIAN. El último caso al respecto tiene que ver con el salario integral.

COMPARTIR

El tratamiento tributario del salario integral retomó importancia a raíz del fallo del Consejo de Estado, que anuló el parágrafo del artículo 26 del Decreto 836/91, en el cual se señalaban pautas para calcular el factor prestaciones que está exento de impuesto de renta y de retención en la fuente.

Como consecuencia de dicho fallo, para muchas empresas quedó exenta una parte considerable del salario integral de sus trabajadores, hasta llegar a porcentajes del 50%.

Para calcular el porcentaje exento, se debe partir del artículo 18 de la Ley 50/90, y al efecto se toman las prestaciones que la empresa reconoce a sus trabajadores no sometidos al régimen del salario integral, más las primas extralegales, bonificaciones habituales u ocasionales, auxilios, cesantías e intereses de cesantías, subsidios, suministros en especie, trabajo nocturno, dominical y festivo y horas extras, con excepción de las vacaciones, y este valor se divide por los costos laborales de la empresa. No se incluye en el numerador ni en el denominador el salario integral.

Veamos un ejemplo:



FACTOR PRESTACIONAL



Numerador

Total costos laborales $50.000

(-) Incapacidades (2.000)

(-) Licencia y permiso remunerado (2.000)

(-) Nómina básica (10.000)

(-) Salario integral (3.000)

(-) Vacaciones (5.000)

(-) Indemnización (1) (1.000)

(-) Amortización cálculo actuarial (1.000)

(-) Jubilaciones pagadas (2) (2.000)

(-) Aportes parafiscales (2) (2.000)

(-) Capacitación (1.000)

(-) Viáticos (3) (2.000)

Total numerador $19.000



Denominador

Total costos laborales $50.000

(-) Aportes parafiscales (2) (2.000)

(-) Jubilaciones pagadas (2) (2.000)

(-) Amortización cálculo actuarial (1.000)

(-) Salario integral (3.000) (-) Capacitación (1.000)

(-) Vacaciones salario integral (1.000)

Total denominador $40.000



Factor prestacional $19.000 / $40.000 = 0.475





(1) Se excluye del numerador el valor de indemnizaciones, por cuanto no constituye factor compensable para el trabajador con salario integral.

(2) Se excluye del numerador y del denominador el valor de las pensiones y aportes parafiscales por no constituir pago directo al trabajador que sea susceptible de compensación a través del régimen de salario integral.

(3) Se excluyen del numerador los viáticos cuando constituyen salario.



Vale la pena hacer notar que la legislación no establece si el porcentaje exento se debe calcular cada año, o si por el contrario basta con calcular por una sola vez, cuando el trabajador se vincula al régimen de salario integral. Pareciera ser que lo más adecuado es efectuar un solo cálculo, cuando el trabajador se vincula al régimen de salario integral, pues de lo contrario su porcentaje exento podría verse modificado, como consecuencia de una variación en las prestaciones de la empresa, alterando así el pacto laboral celebrado entre trabajador y empresa.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?