| 2/1/1995 12:00:00 AM

COMUNICADOR RISUEÑO

Con hilaridad y sorpresa leí en su edición del mes de diciembre una información según la cual, desde la Consejería de Comunicaciones, se estarían distribuyendo locales en el Aeropuerto El dorado. Como conozco muy bien cuando el diablillo de la imprenta aparece con una mala jugada a los editores, supongo que este caso se les presentó con la nota en mención. No me cabe duda que ustedes saben que esta Consejería se llama de Comunicaciones porque tiene como función básica diseñar y ejecutar las políticas de medios e imagen del presidente de la República y no porque asesore al gobierno en los temas de transporte y comunicaciones físicas, como parece que entendió por olvido o ignorancia el periodista que redactó la nota.



Juan Fernando Cristo, Presidencia de la República Consejería Presidencial para las Comunicaciones



¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?