| 2/20/2004 12:00:00 AM

LOS ESPAÑOLES

LOS ESPAÑOLES
Los bancos ibéricos se alistan para iniciar una nueva fase de expansión en América Latina. En Colombia, esperarán un poco.



Parece que con los bancos extranjeros nunca se sabe. Una decisión de casa matriz puede cambiar de un día para otro la orientación comercial o el vigor con el que participan en tal o cual mercado. Sin embargo, su plan de juego no es tan misterioso.

Por el lado de la banca española, los presidentes del BBVA y del Santander descartaron con claridad la posibilidad de marcharse del país. A los bancos españoles los sacudió la crisis latinoamericana después de haber invertido cerca de 17.000 millones de euros en la región. Hoy, atrincherados en sus cuarteles en Bancomer de México (BBVA) y Brasil (Santander), toman aire para continuar la conquista de la región que debieron suspender.

"En Colombia empezamos con el pie cambiado y cuando eso ocurre, lo primero que se debe hacer es recomponer el paso", dice Luis Yagüe, presidente del Santander, refiriéndose a su entrada justo antes de la crisis. Por eso, se reestructuraron y ahora sus gastos de personal por peso de activo son ligeramente inferiores a los del sistema, casi 2,5%. El Santander puede colocar hasta $700.000 millones en crédito sin nuevas capitalizaciones y eso es lo que hará. Crecerá en todos los mercados, con énfasis en cartera a particulares y comercial. Los préstamos a las pyme crecieron 50% en el año y seguirán siendo otro objetivo para 2004. La fórmula comercial está en "gastar las suelas", dice Yagüe. "Cuanto más vaya el banco al cliente y menos tenga que ir el cliente al banco, mejor". Sus planes: "ir creciendo en forma orgánica y en el futuro, Dios dirá", una forma de decir que no descartan nada, incluyendo absorciones de entidades o compras de cartera.

Antes de pensar en nuevas capitalizaciones, el BBVA también está preocupado por mejorar su rentabilidad. Su foco estará en el crédito hipotecario en pesos con tasa fija. En 2003, desembolsó la mitad de los créditos nuevos por esta línea. Este año planea colocar $140.000 millones. Espera que este sea el año de las empresas. "El banco que no quiera pyme estará equivocado", dice Luis Juango, presidente del banco.

La competencia entre Santander y BBVA se pondrá más interesante a medida que transcurra el año, porque como se sabe, a ninguno de los dos les gusta ser chicos.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.