| 6/6/2008 12:00:00 AM

La unión hace la fuerza

La unión hace la fuerza

A finales de 2006 se dio la primera fusión en el sector harinero, al unirse en Cartagena las empresas Rafael del Castillo y Harinera Industrial, buscando sinergias y economías de escala para potenciar el negocio.
Un año después, la nueva compañía aumentó la capacidad de producción en 35%. Está ubicada sobre el puerto, lo que le permite tener una ventaja competitiva, pues no tiene que pagar flete del barco a la zona de producción “y el envío del trigo desde Estados Unidos es más económico a los puertos del Atlántico que del Pacífico”, dice Jairo Vélez de la Espriella, su gerente.
De otro lado, ha diversificado hacia harinas de mayor valor agregado, que representan hoy el 10% de los ingresos de la compañía.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.