| 6/8/2006 12:00:00 AM

Desarrollo incluyente

Hay un gran número de empresas informales en el país. ¿Cómo formalizarlas?

Desarrollo incluyente
Las firmas colombianas grandes son muy pocas. Las 10 primeras empresas de la lista de Dinero venden más que todas las últimas 3.000 sumadas. Las primeras 200 hacen la mitad (51%) de las ventas de las 5.000.

Pero si el número de empresas pequeñas parece grande, qué se podría decir de las miles de firmas que no aparecen en la lista y que se desarrollan muchas de ellas en la informalidad. Solamente en tiendas hay 400.000 establecimientos en el país, la mayoría informales.

Y es que la formalidad es costosa. Matricular en Bogotá por primera vez una empresa que tenga un capital de $1 millón, con sus libros de contabilidad vale $112.000 y registrar el cambio de su gerente vale $75.000, pero si además hay que modificar los estatutos, hay que pagar $75.000 adicionales. Estas son sumas impensables para una empresa de ese tamaño.

La multa por errores en las declaraciones cuesta $201.000, muy poco para las grandes y escandalosamente costoso para las pequeñas. Esta amenaza fuerza a los empresarios a contratar un contador que, muchas veces, se convierte en el costo administrativo más elevado para los empresarios más pequeños.

Las notarías, las oficinas de registro, las cámaras de comercio tienen que pensar cómo prestar una mejor labor entre los informales y los pequeños empresarios, promoviendo los cambios de ley que se requieren para bajar algunas de sus tarifas.

También pueden ayudar en la internacionalización de las empresas más pequeñas. Las oficinas comerciales de las embajadas de Austria son manejadas por las cámaras de comercio. Por estar registrado, todo empresario tiene derecho a recibir hasta cuatro horas de atención de los funcionarios en el exterior. Si requieren más tiempo, pagan las horas adicionales a tarifas de consultor. En parte, estos servicios hacen que ese país de 8 millones de habitantes, tenga 400.000 empresas formales.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.