| 9/10/1999 12:00:00 AM

Valle Cauca Nariño

La región busca su identidad tras una de las crisis económicas más largas de las que tenga memoria. Vuelve a sentirse el liderazgo cívico de los empresarios en los temas públicos. Y la región se prepara para convertirse en un cluster de exportaciones agroindustriales.

Oportunidades



* Preparados en telecomunicaciones. En la Zona Franca del Pacífico tiene sede Andesat, la compañía que lanzará al espacio el primer satélite andino y que permitirá ampliar las posibilidades de comunicación de toda la región. Más de 30 municipios entre Cali y Cartago se encuentran conectados en fibra óptica, una base importante para el desarrollo de empresas de alta tecnología.



* Gestionar la declaración de Buenaventura como Zona Económica Especial para desarrollar toda la capacidad de comercio exterior del puerto y atraer inversión extranjera. Esto se reflejará en el fortalecimiento de la cadena logística de transporte y almacenamiento de mercancías hacia y desde el interior del país.



Guiados por una motivación clara, que el Valle se vuelva a sentir, los empresarios han vuelto sobre sus raíces para rescatar una herencia de medio siglo de trabajo solidario por la ciudad.



La Fundación Carvajal, la FES, la Fundación Mac son ejemplos de gestión en pro de las clases menos favorecidas, y también del empeño en lograr que la región se desarrolle de manera democrática y abierta.



La región cuenta con una red de fundaciones de carácter social y empresarial, cuya vocera más aguerrida es la directora de Procali, Melba Pinedo.



En la región hay más de 340 ONG registradas que intercambian esfuerzos por sector salud, educación, niñez y desarrollo empresarial.



La expansión del dominio 'narco' durante los primeros años de esta década replegó a la clase dirigente y empresarial. Pero desde 1998 se ha sentido el regreso de dirigentes polémicos, pero promotores de cambio, como Carlos Arcesio Paz, quien desde la Andi y la junta de la Cámara de Comercio le ha dado un nuevo giro a la visión de empresa para la región.



En el Cauca, la presencia de Edgar Negret en la Gobernación le da un sentido de fortaleza a la gestión pública.



De alguna manera, la crisis de los últimos años ha sido como un ajuste ético que se necesitaba para volver a encaminar los esfuerzos de crecimiento hacia los factores claves como el capital físico, el capital humano y la productividad. El Valle tiene fortalezas en su capital humano y sus instituciones y los departamentos de Cauca y Nariño tienen que fortalecer su clase empresarial.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?