| 3/1/1997 12:00:00 AM

Santo Domingo

Aparte del objetivo de consolidar el negocio cervecero frente a la competencia de Ardila Lülle en el interior del país y de Polar en la costa Atlántica, la prioridad del grupo está en el sector de las telecomunicaciones. Su liderazgo en telefonía celular, radio, televisión (incluyendo la posibilidad de licitar un canal) y su interés en la privatización de la larga distancia, constituyen un claro reflejo de ese deseo. En cambio, su interés en el sector financiero ha decaído en los últimos tiempos y de ahí la venta del Banco Comercial Antioqueño al Banco Santander de España. Por otro lado, ha logrado estabilizar financieramente a Avianca y Sam, no obstante la creciente competencia externa e interna. Dentro del espíritu de internacionalización que distingue ahora al grupo, están en proceso alianzas estratégicas con la British Petroleum para construir una planta térmica de gas cerca de Cusiana, con Carrefour de Francia para establecer una cadena de supermercados y con Campo Frío de España para la elaboración de productos cárnicos. Como la globalización de los negocios los hace muy fluidos, es previsible que Santo Domingo busque nuevas asociaciones, ya sea en sus actividades tradicionales o nuevas.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?