| 1/18/2008 12:00:00 AM

Renta fija. Regreso a lo básico

Las inversiones de corto plazo en títulos de renta fija son un refugio contra la volatilidad de los mercados financieros.

Los portafolios bien diversificados deben incluir títulos de bajo riesgo, inversiones cuyos retornos no dependen de las circunstancias del entorno. Estos papeles se conocen como de renta fija, porque el inversionista conoce, desde el momento en que invierte, la rentabilidad que obtendrá al vencimiento. En general, su bajo riesgo está relacionado con menores retornos para el inversionista.

En el mercado nacional hay opciones muy interesantes en esta clase de activos. Mientras que la tasa de depósitos a 90 días en un banco está en 8,95%, es posible comprar un CDT de 90 días a través de un corredor de Bolsa -los llamados CDT secundarios- con rentabilidades para el inversionista de 10,40%.

Para inversionistas de corto plazo también hay papeles de la Nación, los TES, con vencimientos menores de un año. Estos se venden en subasta todos los jueves y se pueden adquirir a través de corredores de bolsa. En la primera subasta de enero, los TES que vencen en abril ofrecieron una rentabilidad de 9,45%, los que vencen en julio, de 10,15% y los de enero de 2008, 10,30%. Los lotes mínimos para estas inversiones son de $500 millones. Un corredor puede armar grupos de interesados para completar ese monto.

Los analistas de renta fija de Correval recomiendan para los próximos dos o tres meses la compra de TES denominados en UVR, porque se valorizan con la inflación, la cual es estacionalmente más alta en Colombia en el primer semestre que en el segundo. Además, sugieren adquirir los que venzan antes de septiembre de 2010, pues tienen alta liquidez y es posible salir de ellos rápido si se presenta algún sobresalto en los mercados financieros.

Al considerar estas inversiones, se debe recordar que la comisión que cobran los corredores a las personas naturales está usualmente entre 0,2% y 0,8% del valor de la transacción, pero es negociable. En algunas circunstancias, los corredores acceden a cobrar solo una de las comisiones, la de compra o la de venta, cuando el inversionista quiere salir del título. Los clientes de mayor tamaño consiguen fácilmente comisiones de 0,005%.

Finalmente, en el plano internacional hay que recordar que los Bonos del Tesoro de Estados Unidos siguen siendo el papel más seguro del planeta, incluso a pesar de que sus intereses muestran que hay preocupaciones por el futuro de ese país. Un portafolio seguro debe incluir un porcentaje de estos bonos.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?