| 4/30/2010 12:00:00 AM

Propuestas puntuales en temas clave

EMPLEO

– Para lograr más empleos hace falta que muchas cosas funcionen. El Estado ayuda con estabilidad, haciendo respetar la ley, apoyando la educación y la infraestructura y protegiendo el medio ambiente. Se necesitan políticas de impuestos que estimulen el empleo, programas de emergencia para los desempleados, políticas de comercio internacional y desarrollo productivo. Y lograr que se admire al empresario que crea empleo y al trabajador calificado, al técnico.
– Reducir parafiscales bajaría la informalidad, pero no tanto el desempleo. Y solo puede considerarse cuando podamos garantizar los presupuestos de las entidades de protección infantil y formación técnica que dependen de ellos. Pero Colombia necesita un sistema tributario que premie, no que castigue, la creación de empleo formal.
 
SISBEN Y FAMILIAS EN ACCIÓN
Si las políticas de empleo tienen éxito, se podrían reducir los subsidios focalizados y el mismo programa Familias en Acción, pero en forma limitada y solo si disminuye mucho el desempleo.
 
PENSIONES

El gasto en pensiones va a crecer como porcentaje del PIB hasta 2014. Con esta realidad tendremos que vivir. No se necesita una reforma que aumente, por ejemplo, las edades de pensión en el régimen de prima media. Hay que regular el paso del régimen contributivo al de prima media. Y ver cómo se previenen decisiones judiciales que amplían el régimen de transición sin medir las consecuencias para todos.
 
FISCAL

– Los incentivos a la inversión son inconvenientes. Cuestan mucho y su mayor efecto puede ser que se invierta en capital y no en trabajadores. Los desmontaremos gradualmente. Y queremos capitales para sectores nuevos, que generen empleo y tengan menos riesgos ambientales. La agricultura, sobre todo de productos tropicales, tiene gran potencial.
– Hay margen para subir la base del IVA, pero disminuir la tasa de renta es complicado. En impuestos siempre hay tensión entre lo deseable para la economía y lo necesario para que el Estado se financie.
 
MINAS E HIDROCARBUROS

Creemos que es importante crear instituciones macroeconómicas adecuadas, con una regla fiscal, por ejemplo, para facilitar el manejo de las bonanzas de bienes primarios.
 
REGALÍAS

Estamos planteando algunas reformas en dos frentes: primero, tiene sentido limitar el monto de regalías por habitante y ahorrar los excedentes para evitar la corrupción y el desperdicio; y, segundo, también tendría sentido una distribución regional más equitativa de los recursos de las bonanzas, garantizando que las inversiones sean responsabilidad de entes independientes, competentes técnicamente y supervisados con rigor.
 
SOSTENIBILIDAD

Hay que impedir que se creen costos futuros inmensos por el daño al medio ambiente o la destrucción de las fuentes de agua. Los agricultores pueden terminar pagando el costo de inversiones que producen divisas pero que generan poco empleo. La legalidad ambiental debe predominar sobre la ilusión de la prosperidad.
 
COMPETITIVIDAD

Creemos que la política de competitividad ha sido fruto de un trabajo serio. Respaldamos el apoyo a los esfuerzos de entrar a los mercados internacionales para productos que tengan un potencial claro. Construiremos sobre lo construido.

ZONAS FRANCAS UNIEMPRESARIALES

No estamos de acuerdo, porque no se asignan con criterios universales ni técnicos y son muy costosas para los contribuyentes.

INFRAESTRUCTURA

Terminaremos con eficiencia las obras en marcha. Fortaleceremos los esquemas de concesión. Pero debe mejorarse la contratación para que haya eficiencia y trasparencia.

AGRICULTURA

Los subsidios directos son inconvenientes. Pero también es dañino impedir que los productores recuperen su inversión subsidiando importaciones. Lo clave son buenos servicios rurales, vías, internet, investigación, y educación, educación y educación. Aunque ha habido buena investigación en café, caña o palma, no hay casi nada en fruticultura y otros productos con futuro, porque los productores no pueden financiarla. Esto le toca al Estado.
 
EDUCACIÓN

La educación va a ser el centro de todo. El país ha avanzado mucho en este campo, y más en calidad, con los exámenes de estado, los sistemas de acreditación, etc., que en cobertura. Esa es otra área en la que vamos a construir sobre lo construido. Planteamos una gran inversión en infraestructura, sobre todo para atacar cosas que crean desigualdad, como la doble jornada, los pobres hábitos de lectura en estratos bajos, etc. Pero la calidad depende ante todo de los profesores. Hay que capacitarlos y pagarles de acuerdo a eso. Y lograr que los padres de familia se vuelvan activos en la escuela para que le exijan y trabajen en llave con los maestros.
 
MINISTERIOS

Hay que volver al Ministerio de Salud y al de Medio Ambiente, y crear el de  La Mujer. Y estamos discutiendo otros, ciencia y tecnología o justicia.
 
SALUD

Debe garantizarse a corto plazo la prestación del servicio de salud. Pero hay que hacer una reforma de fondo, para reducir la tentación de pasarse al Sisben y en general hacerlo sostenible. Una reforma adecuada del POS disminuirá muchos problemas. Pero no se debe improvisar: la peor estrategia es una reforma sin consenso sobre lo que queremos recibir y podemos pagar y sobre cómo lograrlo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?