| 1/18/2008 12:00:00 AM

Para inversionistas más sofisticados

¿Hay algo para la gente que espera innovaciones? El mercado colombiano es bastante sencillo, pero están apareciendo nuevas formas de entrar en inversiones financieras.

El cambio más importante se generará este año cuando, hacia octubre, comience a operar la bolsa de futuros. Se podrán comprar instrumentos de cobertura financiera -derivados- que reducirán el riesgo en las operaciones de compra y venta de papeles (este es uno de los factores que deberían contribuir a incrementar el volumen transado en acciones en este año). Además, se formaliza el mercado de operaciones como la 'compra en corto', una figura que permite al comprador ganar plata cuando los precios de los activos bajan. Los inversionistas deben prepararse para el uso de esos instrumentos en el primer semestre, para estar listos cuando el mercado abra.

También se están mercadeando con más fuerza los fondos de cobertura (hedge funds). Son inversiones que no se compran en el país, pero que están abiertas para colombianos que tengan dineros afuera y quieran comprar riesgo nacional. Uno de ellos, Compass, invierte en acciones que no están ligadas a un índice, sino que "son escogidas una a una para encontrar las que ofrezcan posibilidades de generar valor", dice Felipe Gómez Bridge, administrador de ese fondo. El riesgo de caídas en el precio de las acciones es cubierto con derivados, en especial credit default swaps, (seguro contra la cesación de pagos) que tienen un comportamiento inverso al de las acciones. Diseñado para inversiones desde US$500.000, ofrece un retorno de 20%.

De otra parte, ya se encuentran en el mercado los 'swaps de retorno total' (Trors). Estos son contratos en los que una parte -por un precio-, recibe los intereses de un activo de referencia (dividendo y valorización de acciones por ejemplo), y el otro recibe un pago de tasa de interés fijo. Eso permite a los inversionistas que tienen títulos atados, por ejemplo, a la tasa Libor, recibir rendimientos equivalentes al de las acciones colombianas.

Las notas estructuradas serán uno de los papeles interesantes para el año. Algunos bancos ofrecerán en el segundo trimestre notas indexadas a los precios de algunas materias primas y a índices bursátiles. Estos títulos se construyen financieramente a partir de un conjunto de activos. Permiten al inversionista obtener buena parte de los aumentos de los índices que compran, al mismo tiempo que tienen garantizado el capital, es decir, incluso si el índice baja, no pierden el monto de su inversión. Sin embargo, el inversionista que escoja este tipo de productos tiene que asegurarse de entender bien cuáles son los riesgos a los que está expuesto, pues la composición de las notas lleva a que no siempre sea fácil saber cuál es el riesgo total. En ocasiones, el emisor no puede garantizar que el capital no se pierda.

Para personas con visión global, el tesorero del Citibank, Daniel Cortés, recomienda comprar papeles de mercados emergentes como Brasil, Turquía y Sudáfrica. Considera que serán una buena inversión en este año, contando con que el dólar se siga debilitando frente a otras monedas.

Otra forma de invertir surgirá en el sector financiero. Si las tasas de interés locales siguen subiendo como se espera, es muy posible que se deteriore la cartera de préstamos de consumo de los bancos. Por eso, el asesor financiero Juan Guillermo Serna señala que un negocio que crecerá rápidamente este año será el de compra de esa cartera vencida a los bancos.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?