| 5/28/2010 12:00:00 AM

Molinería y pastas

En el sector de las pastas la innovación ha amortiguado los efectos de una coyuntura difícil reflejada en el aumento de los precios de las materias primas y en las barreras arancelarias para la importación de los principales insumos.

Los altos precios de sus insumos, sumados al nivel de aranceles que en 2009 llegó a 12,9%, siguen siendo los principales factores de inquietud para la industria molinera, pese a la caída de los precios internacionales del trigo. Este hecho, contrastado con el mantenimiento del consumo, permitió a los productores ampliar sus márgenes durante el último año.

Sus niveles de modernización han contribuido a que el sector conserve una lenta pero sostenida tendencia al crecimiento. Según Jaime Jiménez, presidente de la Cámara Fedemol de la Andi, oscilará a largo plazo entre 1,5% a 2,5% anual.

El panorama es más claro en el ámbito de algunos de sus derivados. En particular la galletería presenta una tendencia del 3,5% al 4% anual, gracias a la competitividad externa de la industria y su esfuerzo exportador. Para Alberto Hoyos Lopera, presidente del Negocio de Galletas del Grupo Nacional de Chocolates (GNCH), una de las movidas más importantes de la empresa fue la compra de Pozuelo, que hace que la compañía tenga un 40% de ventas por fuera de Colombia. Noel exporta hoy a más de 50 países en el mundo.

En el sector de las pastas la innovación ha amortiguado los efectos de una coyuntura difícil. "La innovación ha hecho énfasis en las estrategias de marca que permitieron una consolidación en la participación del mercado en valor y volumen dentro de la categoría", dice Fabián Andrés Restrepo Zambrano, gerente del negocio de pastas de GNCH.

Los productores molineros se han percatado de que la competencia en el mercado de las harinas resulta en reducciones en los márgenes operacionales y en los ingresos medios y exige economías de escala, mayor capacidad productiva y tamaño de planta que hagan viables y sostenibles las empresas en el largo plazo.

La expectativa sectorial es que se mantenga baja la tasa de interés para asegurar niveles de inversión y renovación de equipos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?