Los emprendedores

| 12/7/2001 12:00:00 AM

Los emprendedores

Ventures2001, la competencia de planes de negocio que entrega los mayores premios en Colombia, demostró que el espíritu emprendedor está más vivo que nunca en el país. Estos son los ganadores.

La distancia entre una fantasía delirante y una empresa de proyección internacional puede estar en la elocuencia que encierra un buen plan de negocios. Construir un acuario en Bogotá, para que se aprecie la riqueza de especies de los mares y los ríos del país, podría ser apenas una idea en la cabeza de un soñador (¡agua salada a 2.600 metros sobre el nivel del mar!). Lo mismo podría decirse de pretender competir con multinacionales que desarrollan tecnología médica para el tratamiento de la arteriosclerosis, o de la posibilidad de desarrollar un mercado de facturas en Colombia por medio de una plataforma electrónica. Cualquiera de estas propuestas sería apenas una buena idea, hasta que el poder de un plan de negocios realizado con la excelencia y el tesón de un equipo emprendedor la convierten en un proyecto que captura la imaginación. Y hacerse acreedor a premios en efectivo por $102 millones, como ocurrió a estos tres proyectos ganadores en Ventures2001, definitivamente hace más cercana la posibilidad de que el sueño pase a ser una empresa de rápido crecimiento.



Al completar su segundo año, Ventures, la competencia de planes de negocio organizada por la revista Dinero, el diario Portafolio y McKinsey & Company, con Microsoft como patrocinador principal, se ha consolidado como un verdadero polo de atracción de iniciativas que buscan la generación de empresas nuevas, un aglutinador de esfuerzos a favor del emprendimiento y un mecanismo extraordinario de promoción de la cultura de los planes de negocio en Colombia. La premiación, que tuvo lugar el pasado 27 de noviembre, contó con la presencia del industrial Carlos Ardila Lülle y los ministros de Comercio Exterior, Comunicaciones y Medio Ambiente, quienes desde sus despachos promueven diversas iniciativas de creación de empresa y se han asociado con Ventures para adelantarlas. Entre los 10 finalistas están la fabricación de equipos de electroterapia, el desarrollo de un aparato medidor del caudal y la contaminación de los ríos, la producción de quitosana (un insumo industrial que se fabrica a partir de los desechos del camarón), un proyecto de explotación de camarón orgánico, una tecnología que permite hacer tratamientos de ortodoncia sin acudir a los desagradables brackets, un proyecto de buceo en Providencia y un sitio web dedicado al sector de la construcción.



Un buen plan de negocios sí hace la diferencia. Para los emprendedores, impone la obligación de enfrentar las debilidades y riesgos del negocio y crear estrategias para enfrentarlos. Para los inversionistas, este instrumento les permite acercarse a la idea y estudiarla reduciendo el riesgo y el tiempo involucrados en el ejercicio. Para ambos, es un mecanismo de comunicación y un mapa de navegación. Ventures, la competencia de planes de negocios, es el escenario que eleva los proyectos de emprendimiento hacia un nuevo nivel, gracias a los premios y a la alta visibilidad que obtienen los ganadores.



En Colombia, abundan los proyectos de creación de empresa. Ventures atrajo en este año más de 1.500 ideas de negocio. De ellas, 72 pasaron a una ronda de finalistas, en la cual el jurado examinó planes de negocio completamente desarrollados. Los competidores provenían de 53 ciudades de Colombia y estuvieron distribuidos en una amplia variedad de sectores. El reto que enfrenta el país es lograr que los buenos proyectos no se frustren porque no encuentran eco entre los inversionistas y los aliados potenciales. La experiencia de Ventures demuestra que los emprendedores colombianos tienen avances para mostrar. Y si bien el camino por recorrer es largo, el mapa para llegar a la meta también es cada vez más claro.



La red es cada vez más amplia y profesional



Como competencia de planes de negocios, Ventures se apoya en una red de instituciones que promueven proyectos de creación de empresas en numerosas ciudades del país, la cual incluye varios ministerios, entidades públicas, universidades, cámaras de comercio e incubadoras de empresas.



Esta red es cada vez más extensa, seria y profesional. Dos de los proyectos en los tres primeros lugares en Ventures están asociados a una de estas entidades, la Incubadora de Empresas de Antioquia. El programa Jóvenes Emprendedores del Ministerio de Comercio Exterior ya tiene inscritos más de 80 proyectos, de los cuales 14 han logrado vender sus productos en el mercado internacional. Cada vez hay más universidades, cámaras de comercio e incubadoras de empresas en ciudades intermedias que tienen proyectos de buen nivel.



Los planes de negocio tienen sofisticación creciente



No solamente hay cada vez más proyectos en la competencia, sino que el nivel de profesionalismo de los que llegan a los primeros lugares también es creciente. Con 1.500 participantes de todo el país, la carrera se define por un margen muy estrecho en los primeros lugares.



Sin embargo, hay que decirlo, todavía hay proyectos que se quedan en la cola de la distribución sin necesidad, pues podrían destacarse más si repararan algunas deficiencias claramente identificadas. Muchos proyectos aún concentran su esfuerzo en demostrar las bondades del producto, y no dan suficiente importancia a los detalles del mercado y la competencia. No se detienen a demostrar con el suficiente cuidado los méritos de la propuesta de valor, medir el estado de la competencia en los principales atributos del producto, o discutir los mecanismos de distribución. Por ese motivo, pierden terreno frente a otros proyectos que sí trabajan detalladamente estos campos. Los vacíos en el planteamiento de mercadeo hacen que otras áreas, como la financiera o la definición del sistema del negocio, presenten problemas también.



Colombia sí puede desarrollar tecnología



La mayoría de los proyectos que se destacan plantea una tecnología desarrollada en el país, que hace parte de la ventaja competitiva del proyecto en el mercado. La propuesta del acuario se basa en una tecnología que permite producir agua salada artificial. El mercado electrónico de facturas opera sobre una plataforma electrónica de última generación. Los dispositivos para el tratamiento de la arteriosclerosis también han sido creados por colombianos.



Así, Ventures verifica que en el país hay una amplia iniciativa hacia el desarrollo de tecnología. De hecho, Colombia tiene ventajas importantes en varias áreas específicas. La biotecnología tiene un potencial enorme, dada nuestra biodiversidad. También hay un campo importante en la electromecánica, es decir, el desarrollo de aparatos controlados por dispositivos electrónicos, pues la variedad en las aplicaciones es muy amplia y los grandes jugadores internacionales suelen dejar al descubierto amplios nichos de mercado. Este es el caso de varios proyectos finalistas, como los equipos para electroterapia y el medidor de contaminación en el agua.



La descentralización existe



Uno de los hechos más destacados en esta edición de Ventures es el alto nivel que demostraron los proyectos provenientes de fuera de Bogotá. Solo 3 de los 10 primeros lugares son ocupados por emprendedores bogotanos, mientras 2 son antioqueños, 3 vienen del Valle, 1 se ubica en la Guajira y 1 en Barranquilla. Tenemos un gran potencial que comienza a despertarse para la creación de empresas en todo el territorio nacional.





Hay que conformar mejores equipos



A pesar de los avances, es claro que muchos de nuestros emprendedores aún no dominan el arte de conformar los equipos para los proyectos. Muchos de los que recibieron puntajes bajos no entendieron que la forma de subsanar las deficiencias en áreas como mercadeo y finanzas es vincular socios que puedan aportar conocimientos, experiencia y contactos.



El bloqueo de la financiación aún no se rompe



La ausencia de capital de riesgo en Colombia sigue siendo el gran obstáculo. Sin embargo, también aquí vamos aprendiendo.



Hoy es claro que los grandes fondos internacionales de capital de riesgo no serán la respuesta para las necesidades colombianas. El capital de riesgo está en declive en Estados Unidos y no tiene sentido esperar que venga aquí a resolver nuestro problema.



El capital inicial para la creación de empresas nuevas en Colombia, como en todos los países del mundo, tiene que surgir de los capitalistas locales. Incluso en Estados Unidos, la industria poderosa de capital de riesgo es un desarrollo reciente, como lo explicó Jack Murrin, experto en finanzas corporativas de McKinsey en Estados Unidos, quien hizo una presentación sobre el tema en la premiación de Ventures. Antes de los años 70, las empresas familiares dueñas de abundantes recursos se encargaban de asignar una parte de su capital para arriesgarlo en proyectos nuevos, entrando como socios.



La nueva conciencia que se ve hoy en Colombia, donde empezamos a entender que solo con empresas nuevas vamos a generar la riqueza del futuro, es un primer paso. La iniciativa del Ministerio de Desarrollo, que ha creado un fondo para capitalización de empresas nuevas por medio de Fomipyme por $20.000 millones, es una excelente iniciativa para apalancar lo que viene ahora. Las empresas que hoy son grandes en Colombia, operando en mercados maduros, son las encargadas de asignar fondos para experimentar con los proyectos nuevos que están a la vista. Quienes tienen dinero y buscan proyectos encuentran hoy un gran número de entidades en todo el país a las cuales pueden acudir para conocer su oferta. En la página web www.ventures2001.com, los interesados pueden ver las presentaciones públicas de los 72 proyectos finalistas. También encontrarán allí una lista de entidades que en Colombia promueven proyectos de creación de empresas, con los datos necesarios para establecer contacto con ellas.



Ventures es un proyecto de largo plazo. En el año 2002, la competencia aspira a contar con un mayor número de participantes, con mejores planes de negocio y más entidades promotoras de emprendimiento. Hacer empresa está de moda. Si usted no inscribió su proyecto este año, se animará a hacerlo al ver los proyectos ganadores que presentamos en las páginas que siguen.







Mención especial

Compartamos con Colombia




Dentro de una iniciativa adelantada por Luis Gallo, de la banca de inversión Estrategias Corporativas, 17 de las firmas más prestigiosas del país (entre bancos de inversión, bufetes de abogados, agencias de publicidad y empresas del sector real) asesoran a fundaciones en Compartamos con Colombia. El objetivo es entregar servicios de primera calidad para que esas entidades sin ánimo de lucro logren una gestión excelente. Adicionalmente, obtienen fondos con la ayuda de fundaciones internacionales para ellas.



Compartamos con Colombia ganó una mención especial en Ventures 2001. Por tratarse de una iniciatva sin ánimo de lucro, su participación se realizó fuera de concurso.





Palabras mayores

El industrial Carlos Ardila Lülle se dirigió a los nuevos emprendedores colombianos en la premiación de Ventures2001. Fueron unas emotivas palabras que recordaron su propia historia y pusieron de presente que los valores más profundos del emprendimiento son inmutables en el tiempo. Estos son algunos apartes:



* Lo más importante en la vida de cada uno es poder afrontar y superar los retos que el acontecer de la existencia nos presenta diariamente y que, a cada paso, permiten desarrollar la capacidad que uno posee para obtener las metas previstas.



* Con mucho sacrificio me logré matricular en lo que era en ese entonces la facultad de más renombre y exigencia académica en el país, la Escuela de Minas de la Universidad Nacional en Medellín... Logré mi grado de ingeniero civil a los 20 años, siendo el graduando más joven de la universidad en muchos años de historia.



* Me vinculé a Gaseosas Lux... Fui trasladado como gerente a Cali y fue allá en donde, trabajando más de 18 horas diarias, y ensayando con diversos saborizantes, desarrollé la Manzanita Lux, la primera gaseosa con sabor a manzana en el mundo, que en 1954 revolucionó el mercado, no solo en Cali, donde se llevaban a cabo en ese año los Juegos Atléticos Nacionales, sino en otras importantes ciudades.



* En 1958 logré negociar la franquicia de Pepsi Cola. Más tarde, y después de una dura y larga batalla comercial con mi rival Postobón, tomé la decisión de iniciar la compra de acciones de aquella última, una compañía varias veces más grande, importante y conocida que Gaseosas Lux. Esta etapa de mi vida fue intensa y, a la vez, dura y reconfortante. Fue a través del Grupo Grancolombiano con el apoyo de mi entrañable amigo Jaime Michelsen Uribe, que logré adquirir la mayoría de las acciones de Postobón en 1968.



* Con Coltejer recibí... un verdadero conglomerado industrial, que si bien se apartaba de mi negocio principal, me daba la posibilidad de expandirme en otros sectores industriales de gran potencial, en ese país que era Colombia al final de la década de los 70.



* A principios de los años 90... nos dimos cuenta de que un conglomerado industrial con la diversidad de inversiones en tantos y tan disímiles sectores era difícil de manejar y sobre todo difícil para alcanzar el éxito deseado. Así, decidimos concentrar nuestro trabajo en cuatro sectores e ir vendiendo inversiones no estratégicas.



* Realicé una de las más grandes inversiones del sector privado colombiano en su historia, como la Cervecería Leona S.A., en cuyo negocio invertí más de US$500 millones... Y más recientemente, en 1998, realizamos el montaje del Canal RCN, con una inversión que superó los US$300 millones y que ha probado tener el mayor éxito de sintonía de televisión en sus años de funcionamiento.



* Yo he vivido toda mi vida en Colombia, y a pesar de los riesgos de seguridad muy grandes que significan para mí el tener mi residencia en este país, soy un convencido de que me debo mantener aquí, trabajar por Colombia, generar empleo para los colombianos, crecer con el país, transformar sueños en realidades.



* Ustedes, que reciben los premios Venture2001 que otorga la Revista Dinero, tienen el compromiso de llegar a ser lo que se proponen. Espero que lo logren en este gran país que, a pesar de sus dificultades, siempre nos brindará un campo propicio para el desarrollo de las nuevas buenas ideas.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.