| 3/14/2008 12:00:00 AM

“Lalegislación tiene un rezago de 18 años"

La Ministra de Comunicaciones, María del Rosario Guerra, explica cómo hará para modernizar a Colombia en temas legislativos.

Dos propósitos esenciales tiene para este año la ministra de Comunicaciones, María del Rosario Guerra: establecer una legislación de telecomunicaciones que promueva la competencia y la protección del usuario en un ambiente global de convergencia, y dejar definido que la competencia regulatoria de la Comisión Nacional de Televisión solo se circunscribe a los contenidos.

Un par de temas álgidos en los cuales tendrá que exponer sus más sólidos argumentos para sacarlos adelante. La funcionaria está convencida de que estos son los caminos más viables para que el país, los empresarios y los usuarios no se queden rezagados en la apropiación e implementación de las nuevas tecnologías de la comunicación.

-Los empresarios del sector de las telecomunicaciones aseguran que la legislación colombiana dificulta el libre desarrollo del sector frente a los avances de las Tecnologías de la Información. Hoy, ¿cuál es el estado del marco legal para las telecomunicaciones del país?

-Desde el punto de vista de los nuevos retos tecnológicos, la legislación colombiana tiene un rezago de 18 años. Sin embargo, se han logrado avances por la vía regulatoria y a través del Decreto 2870 del año 2007, el cual se denominó como el 'decreto de convergencia' y que nos ha permitido dar un salto gigantesco para empezar a poner a tono el marco normativo del sector de telecomunicaciones.

-¿Qué tipo de decisiones incluye para tener el apelativo de 'decreto de convergencia'?

-Primero, abrió el espacio de un título habilitante único, es decir la posibilidad de permitir a los operadores prestar varios servicios que antes requerían licencias independientes. Aclaro, no incluye la televisión y los servicios que requieren el espectro que se asigna por licitación. Segundo, tocó el tema de desagregación que obliga a los propietarios de redes e instalaciones esenciales a abrirlas a terceros a costos manejables; con esto se buscó optimizar el uso de infraestructura y la posibilidad de que nuevos prestadores de servicio puedan entrar a este mercado. El otro salto, fue la posibilidad de ceder las licencias de espectro, previa autorización del ministerio.

-¿Estas medidas garantizan la convergencia?

-No son suficientes.

-¿Cuál es el siguiente paso?

-Comenzamos a trabajar en un proyecto de ley de principios generales para el manejo del sector porque somos conscientes de que este no puede tener una legislación detallada, específica. La razón: el cambio tecnológico va tan rápido que cualquier norma puede quedar fuera de uso en el curso de 2 ó 3 años.

-¿En qué estado se encuentra el proyecto?

-El proyecto refuerza lo que hemos hecho por vía normativa. En diciembre tuvo ponencia positiva en la Comisión Sexta de la Cámara de Representantes y esperamos que a mediados de abril tenga su primer debate.

-¿Qué propone el proyecto de ley?


-Propone una autorización general para la prestación de servicios. Es decir, otorga la posibilidad a empresas del sector de prestar todos los servicios con una autorización única. Esto nos permite ir hacia donde se mueve el mundo en temas como la apertura, la promoción de competencia y la implementación de las nuevas tecnologías.

Otro salto importante es que se clarifica la institucionalidad. Se crea el Ministerio de Tecnología, Información y las Comunicaciones, que se encargará de establecer las políticas generales del sector, y una Comisión de Comunicaciones, que fijará la regulación. Además, se pasa a definir una institucionalidad clara para manejar el espectro. También establece un régimen general de protección a los usuarios. Se respeta lo estipulado en los contratos vigentes para aquellos que tienen unos periodos definidos por concesión

-¿Y dónde queda la televisión?

-Es en la televisión donde tenemos todavía un vacío para cerrar el ámbito integral de la convergencia y debemos hacer algunos planteamientos; pero no en este proyecto. Por ahora, estamos dando los primeros pasos para armonizar la regulación de telecomunicaciones con la de TV, en aquellos aspectos que no requieren de ley para aplicarlos. Por ejemplo, la protección del usuario.

-¿Cuál es la propuesta?

-Es simple. Que el sector de telecomunicaciones a través del Ministerio regule todo lo relacionado con redes e infraestructura, y que el sector de televisión sea responsable de la regulación de los contenidos. Con esa separación nos evitamos cualquier tipo de conflicto.

-La CNTV no comparte esta posición, particularmente por el tema de los recursos que ingresan por contraprestación. ¿Este escenario dejaría a la Comisión sin la posibilidad de recibir fuentes para la televisión pública?

-En el sector de las telecomunicaciones existen dos tipos de contribuciones para al Fondo de Comunicaciones: una del 3%, proveniente de los prestadores de servicios de valor agregado y otra del 5%, que aportan los operadores de telefonía fija y móvil. Estamos apuntando a que gradualmente todos contribuyan con el mismo porcentaje.

La importancia de la contribución en televisión es el financiamiento de la televisión pública. En este orden de ideas, lo que tenemos que asegurar es una fuente de ingresos permanente.

-¿Por ejemplo?

-Lo que planteamos es la posibilidad de que hasta un 30% de la parrilla de programación de Señal Colombia se comercialice con publicidad relacionada con el objetivo del canal. La otra fuente es que en la medida en que se incremente la oferta de la televisión privada radiodifundida y existan más canales habrá mayor contribución para el Fondo para el Desarrollo de la Televisión.

-¿Es posible que RCN y Caracol se sientan vulnerados y se quejen cuando empiece la comercialización de Señal Colombia? De hecho, su inconformidad ante el nuevo tercer canal está relacionada con el tema de publicidad...

-Pero es que la pauta de RCN y Caracol no es la misma que iría en Señal Colombia. ¿Cuántas fundaciones no hay en el país que promueven la educación, la cultura, el deporte que estarían interesadas en un canal como Señal Colombia para pautar? Además, los anunciantes dicen que el potencial que ven es grande.

-¿Qué tan lejos o qué tan cerca estamos de que se estén dando esos desarrollos de convergencia en el ámbito tecnológico?

-Ya casi todos los operadores han comenzado a solicitar interconexiones de red. Nos falta que la tecnología inalámbrica se desarrolle. Si bien se dieron los permisos estamos atrasados en la ejecución y en la operación por parte de las empresas y la definición de si se puede ya autorizar inalámbricos móvil.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?