| 6/1/2000 12:00:00 AM

Invertir en dolares

Las grandes oportunidades están cada vez más al alcance de todos. ¡Aproveche!

Aceptémoslo. Hoy en Colombia todo el mundo habla de dólares. Cómo comprarlos, dónde tenerlos y qué hacer con ellos es el tema de conversación obligado en todas las reuniones. Pero no muchos conocen las respuestas correctas a estas preguntas. Para fortuna de los ahorradores e inversionistas nacionales, actualmente hay muchas opciones de dónde escoger. Solo hay que tomar la decisión y actuar.

Además de las alternativas tradicionales de inversión locales, como los CDT, las cuentas de ahorros, los fondos de inversión y las acciones, hoy es más facil que nunca acceder a este tipo de inversiones por fuera del país. Así, no solo se diversifica el portafolio sino también el riesgo de tenerlo todo en el mismo país o, como reza el dicho, se cuida de no poner todos los huevos en la misma canasta.



De la misma manera como las multinacionales de la industria y el comercio llegaron en busca de consumidores para sus productos, las grandes multinacionales del ahorro también han llegado al país para captar los recursos disponibles de los colombianos. Esto es muy bueno para los clientes porque les permite contar con una gran variedad de alternativas sin tener que restringirse a lo que le ofrecen unas pocas entidades financieras. Pero lo más atractivo es que no se necesita contar con enormes capitales para lograr buenas rentabilidades invirtiendo por fuera del país.

Si está dispuesto a diversificar todos los riesgos y quiere aprovechar lo que el mercado le ofrece para ahorrar en el exterior, examine con cuidado cada una de las alternativas que le vamos mostrar en las siguientes páginas. Con seguridad hay una para usted. Entre las opciones están los fondos de inversión, las cuentas corrientes, la finca raíz y las opciones por internet. Tome su decisión y juegue seguro.





Paula Mesa, vicepresidente asistente de tesorería del ABN AMRO Bank, tiene cinco razones para invertir en dólares

Diversificar el riesgo del portafolio de inversión.

Protegerse del riesgo cambiaría de devaluación.

Elevar el rendimiento de las inversiones dadas las bajas tasas de interés del ahorro local.

Beneficiarse de las múltiples opciones de inversión en el exterior.

Facilidad para entrar en dólares vía internet con comisiones razonables.



Fondos de inversión



Usted puede tener a su servicio a los mejores analistas de inversiones del mundo. Aprovéchelos. Esto es lo que le ofrecen los grandes fondos de inversión del exterior como Templeton, Fidelity, Putman y Merrill Lynch, entre otros que ya operan en el país por medio de representantes locales de gran experiencia y prestigio. Solo basta con acercarse a cualquiera de las entidades representantes para hacer realidad la decisión de invertir por fuera, sin necesidad de salir del país.

Pero, ojo, antes de decidirse por este tipo de inversión esté consciente del riesgo que asume. Contrario a las alternativas tradicionales de ahorro como CDT o cuentas corrientes en las que la rentabilidad es conocida y el riesgo de perder el capital es muy reducido, en los fondos mutuos la rentabilidad es variable y existe el riesgo de perder parte del capital invertido. Este riesgo es mayor o menor dependiendo del fondo o combinaciones de fondos que se escojan. Así, por ejemplo, un fondo de acciones de empresas de tecnología tiene mayor riesgo que uno de acciones de compañías tradicionales, y él a su vez tiene mayor riesgo que uno de papeles de renta fija o de bonos del Tesoro de Estados Unidos.

Para los conservadores, lo más aconsejable es tener parte del portafolio en bonos del Tesoro de Estados Unidos (T-Bills), que son papeles con menor rentabilidad pero cero riesgo. Pero si usted es de los que busca mayor rentabilidad y el riesgo le es indiferente, las acciones de tecnología son una buena alternativa. Incluso a pesar de la caída del índice Nasdaq, ya que si está dispuesto a esperar habrá empresas que en el futuro podrán lograr valoraciones interesantes. Y no olvide lo siguiente: aparte de diversificar entre fondos, es importante diversificar entre regiones y países (Asia, Europa, Estados Unidos...).

Para los más ortodoxos y para quienes la idea de tener la plata por fuera no los deja tranquilos, pero quieren invertir de todos modos en dólares está la opción de los fondos de pensiones voluntarias. Estos no sólo ofrecen la posibilidad de la inversión en dólares, sino un beneficio tributario, siempre y cuando se quede en el fondo como mínimo cinco años. La diferencia con los fondos del exterior es que la inversión se hace en pesos. Y cuando la retira recibe también pesos.



¿Cómo meterse en un fondo?



1. El interesado debe contar con una inversión mínima que fija el representante del fondo en el país, pero que por lo general es de US$5.000 y puede llegar hasta los US$100.000. Puede hacer aportes mensuales si lo desea, pero esto no es un requisito indispensable.

2. La inversión tiene que ser en dólares, pero esto no es un problema. Usted puede ir a cualquier banco en Colombia y comprar un cheque denominado en dólares por el monto de la inversión que vaya a hacer en el exterior. Alternativamente, algunos representantes ofrecen la opción de suscribir un encargo fiduciario, que recibe el valor de la inversión en pesos y da la orden para que le hagan el cambio de las divisas. En cualquiera de los dos casos, la operación queda registrada ante el Banco de la República.

3. Una vez entregada la plata, el representante le cobra una comisión por entrar al fondo, la cual descuenta de la inversión inicial.

4. Ya en esta etapa, usted tiene que escoger un portafolio de inversión para lo cual cuenta con la ayuda de un asesor financiero.



PARA TENER EN CUENTA



Conozca el riesgo.

En los fondos mutuos, la rentabilidad es variable y existe el riesgo de perder parte del capital invertido. Recuerde, los rendimientos históricos no garantizan el desempeño futuro de un fondo.

Las comisiones.

La mayoría de fondos cobran una comisión, ya sea a la entrada o a la salida. Si usted es un inversionista de largo plazo (más de 4 años), lo mejor es que pague comisión de salida, pues esta disminuye a medida que pasa el tiempo.

Por el contrario, si es un inversionista de corto plazo, lo más aconsejable es pagar una comisión a la entrada. Algunos fondos cobran una comisión adicional de mantenimiento que es muy baja.

El portafolio. Una de las claves de lo rentabilidad de los fondos mutuos es la conformación del portafolio de inversión. La mayoría de representantes les ofrecen a sus clientes la ayuda de un asesor quien, dependiendo de las necesidades del inversionista, su perfil de riesgo y el plazo buscado, entre otros factores, le ayudará a conformar ese portafolio.

Su instinto.

Nunca desestime su "olfato" y su propio conocimiento. Es muy útil leer cuidadosamente los informes (prospectus) de cada fondo para enterarse, antes de conformar el portafolio, en qué invierten, en qué tipo de empresas, tamaño del fondo... Para muchos, esta lectura puede parecer densa y aburrida, pero es la mejor herramienta para saber cómo manejarán su plata.

La liquidez. La mayoría de estos fondos son de liquidez inmediata, por lo cual si usted desea redimirlos solo tiene que enviar una carta al representante del fondo solicitando el retiro. Si usted quiere cambiar la composición de su portafolio, en la mayoría de los casos no tiene ningún costo y lo puede hacer cuantas veces quiera.

El tiempo.

Es importante quedarse en el fondo como mínimo tres o cuatro años para obtener las rentabilidades máximas. Lo tributario. En Estados Unidos, los rendimientos financieros son exentos para los extranjeros que permanezcan en el país menos de 180 días cada año. Pero si se queda más tiempo, usted está obligado a pagar impuestos. Por otro lado, si es colombiano y tiene una inversión en el exterior, no olvide que la ley lo obliga a declarar en Colombia la inversión y sus rendimientos.



LO QUE DEBE SABER



La Resolución 08 del 2000 del Banco de la República autoriza a los colombianos a invertir libremente en el exterior, siempre y cuando cumplan todos los requisitos para hacerlo.

Hacer una inversión en el exterior, por grande que sea, no significa que la plata haya desaparecido de las cuentas del Banco de la República ni de las de la DIAN.

Si abre un CDT en dólares tenga claro que no le van o pagar una mejor tasa por dejar sus recursos comprometidos a un mayor plazo.

Desde la perspectiva de riesgo, da lo mismo abrir una cuenta en una oficina del exterior de un banco colombiano, esté o no en un paraíso fiscal, que tener la cuenta en Colombia.

Cuando usted decide comprar una transferencia en dólares a una persona natural, es decir, te entrega pesos a alguien para que le abra una cuenta en dólares en el exterior o cambio de una comisión, el riesgo que asume es altísimo. Solo hasta que usted reciba los documentos que acreditan la apertura de la cuento, puede sentirse protegido. Tenga mucho cuidado con la persona o el lugar donde compra sus dólares. Puede correr con la mala suerte de caer en manos de quienes hacen lavado de activos y no solo pierde su plata, sino que puede terminar en la cárcel.



Cuentas corrientes



Supongamos que usted quiere dólares y punto. No quiere aventuras en empresas de alta tecnología, no quiere aprender de Wall Street ni nada por el estilo. Lo único que le interesa saber es que su riesgo está diversificado y que su plata está ahí cuando la necesite. La solución a la medida para su necesidad es una cuenta corriente en el exterior.

Esta es una alternativa interesante porque le permite cubrirse contra la devaluación, que en este año podría estar por los lados del 17% o incluso un poco más alta. Es decir, con solo abrir una cuenta corriente en dólares su plata le va a rentar más de lo que le podría rentar en un CDT o en una cuenta de ahorros en Colombia.

Pero si quiere ir más allá para obtener un rendimiento adicional por su plata en dólares, hay opciones sin riesgo como los certificados de depósito y los money markets, que se pueden hacer muy fácilmente si ya se tiene la cuenta en el exterior.

Sin embargo, tenga en cuenta que el rendimiento de los CDT no es muy alto sobre todo cuando se trata de cifras inferiores. a US$1 millón. En el mejor de los casos podría estar entre un 4% y un 5%. Los plazos de los CDT van desde 30 días hasta 5 años. A cambio, usted mantiene una inversión con un riesgo muy bajo que le permite protegerse de la devaluación y le genera una rentabilidad adicional. Al tener en cuenta estos dos factores, su rentabilidad traducida a pesos para este año sería de un 21%, lo que no resulta nada mal.



PARA ABRIR UNA CUENTA EN DOL.ARES



- Los trámites de apertura de una cuenta en dólares se pueden hacer por medio de un representante de un banco extranjero en Colombia, de un banco colombiano que tengo una oficina ofishore, o con un banco corresponsal.

- La mayoría de estas cuentas le ofrecen la posibilidad de tener tarjeta débito, chequera, tarjeta de crédito y hasta créditos hipotecarios para comprar vivienda en el exterior. Los montos de apertura son muy variados

y pueden ir desde US$3.000 hasta más de US$300.000.

Recuerde que cuando usted abre la cuenta desde Colombia el banco le recibirá pesos, que luego se pasarán a dólares con base en la tasa representativa del mercado de la fecha en que se hace el trámite.

- Los requisitos son muy pocos: una declaración de cambio de moneda, su pasaporte y una declaración del origen de los ingresos.

- Otra alternativa es comprar los dólares en el mercado local y abrir la cuenta directamente en un banco cuando viaje al exterior.



Finca raíz



Otra alternativa de inversión y el sueño de muchos es comprar finca raíz en el exterior. Esta inversión, al igual que las otras opciones, se puede hacer desde Colombia. Si usted es una persona muy conservadora y es inexperta, lo mejor es que haga su inversión por medio de corredores de finca raíz que tienen representantes en el país y se encargan de todo. Estos agentes ubican la propiedad, la financiación e incluso, si la inversión se está haciende por negocio, consiguen los inquilinos. Un ejemplo son las casas que se venden en Orlando para ser arrendadas por períodos cortos, preferiblemente en temporada alta y que le dan al propietario la opción de utilizarlas en temporada baja.

Si usted tiene más cancha, puede viajar al exterior y acercarse a cualquier corredor local para hacer su inversión. Cualquiera que sea el caso, para la financiación por lo general se requiere que el comprador, si no es residente de Estados Unidos, tenga una garantía real, como un depósito en un banco de ese país. Generalmente, los bancos financian hasta el 70% del valor de la propiedad cuando se trata de un comprador extranjero.

Pero tenga cuidado. No siempre lo que le ofrecen es lo mejor. Son conocidos los casos de personas que han comprado apartamentos y casas en la Florida y cuando las han querido vender no lo han podido hacer o lo han hecho con grandes pérdidas. Como siempre en finca raíz, la ubicación es el secreto.

Lo tributario es determinante

Un aspecto muy importante y que por lo general no se tiene en cuenta cuando se invierte en finca raíz es el tributario. Lo más grave es que por desconocimiento, lo que muchas veces se creía que era la gran inversión y la herencia para los hijos termina reducida a su mínimo. En Estados Unidos, que es donde la mayoría de colombianos invierten en finca raíz, hay tres tipos de impuestos para esta clase de bienes:

- El impuesto de propiedad o "Property Tax", que es estatal y oscila entre un 0,6 y 1% del valor de la propiedad por año.

- El impuesto a las ganancias de capital o "Capital Gains Tax". Este es un impuesto federal y se cobra sobre las utilidades en la venta del inmueble. Su valor es de 20% sobre el monto que se considera ganancia, de tal forma que si usted pagó US$100.000 por una casa y la vendió por US$300.000, el 20% se lo aplicarán sobre los US$200.000 que usted obtuvo por la venta. La manera de obviar este impuesto es comprar una propiedad de igual o mayor valor a la vendida en los siguientes 18 meses.

- El impuesto de sucesión o "Estate Tax". Para un extranjero, este es el más oneroso de todos los impuestos ya que podría ascender a un 55% del valor de la propiedad. La tarifa depende del valor del inmueble y aumenta progresivamente. Por esta razón, en el momento de comprar, piense en la posibilidad de hacerlo a nombre de una sociedad de la cual usted es accionista. Con frecuencia, estas sociedades se constituyen o ffshore en paraísos fiscales.



LO BUENO

La finca raíz en el exterior es una manera de diversificar el portafolio tanto desde la perspectiva de la inversión como desde la del riesgo país. Hay grandes facilidades de crédito para hacerse a uno propiedad en el exterior.

SI es para Inversión, la Inmobiliaria que le vende la propiedad se encarga por lo general de conseguir el inquilino. Esto ayuda o pagar el crédito.

Puede contar siempre con un lugar propio al cual llegar cuando tenga vacaciones o esté en plan de descanso.

LO MALO

Si no se asesora bien y cree en el primero que se le aparece con la oferta de un inmueble afuera, puede terminar comprando un hueco que nunca se va a valorizar ni a vender.

Si compra cuando el mercado está caro, una vez se desinfle puede terminar perdiendo mucha plata.

Si no mira bien la parte tributaria, lo que creía que era la mejor Inversión de su vida puede terminar siendo un verdadero dolor de cabeza.



Acciones por internet



Invertir en la bolsa de Nueva York o de cualquier otro lugar es otra posibilidad para invertir en el exterior. Esto se puede hacer desde su casa por internet. Hay cientos de páginas web dedicadas a operaciones bursátiles, es decir, a comprar y vender acciones, bonos, papeles de renta fija, entre otros.

Si se decide a invertir en acciones on líne, deberá abrir una cuenta en la compañía que opera por internet y pagar una comisión por cada transacción que haga. También le cobrarán por la asesoría de un corredor en línea.



TENGA EN CUENTA QUE...



La inversión en acciones es de las más riesgosas y, a menos que usted sea un jugador muy experto, debe hacerse a largo plazo.

En Estados Unidos la inversión en acciones está sujeta al impuesto de ganancias.

Los sitios de internet dedicados a la compra y venta de acciones son cada vez más sofisticados y, por tanto, suponen que las personas que tienen acceso a ellos son conocedoras del mercado de acciones y de los diferentes indices y bolsas existentes.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?