| 3/16/2007 12:00:00 AM

Bogotá Beach

Los emblemáticos Almacenes Éxito se unieron al Instituto Distrital de Recreación y Deporte, para darles a los bogotanos una playa por un día.

La tendencia actual en el mercadeo es vender un estilo de vida, más que un producto. Así que hay que encontrar la manera de desarrollar conexiones emocionales con la marca y acercarse a ella por medio de experiencias especiales. La marca Éxito está posicionada como una de las más tradicionales del país, las personas conocen estos almacenes de grandes superficies en los que encuentran todo tipo de artículos para el cuidado personal, el hogar y víveres, entre otros. Aunque usualmente se recurre a los medios de comunicación como la radio, la televisión y los impresos para presentar un artículo nuevo o dar a conocer una marca, los medios alternativos están marcando la pauta.
 
El Éxito sorprendió a los bogotanos con 5 playas distribuidas en diferentes lugares de la ciudad cerca de sus almacenes de Chapinero, Unicentro, Country, Salitre y Villamayor. Estas playas tenían arena tan blanca como la de las mejores del Caribe, con palmeras, música reggae y vallenato, hermosas mujeres en vestido de baño y con actividades deportivas propias de la costa como el voleibol de playa. Cada lugar contaba con asoleadoras, esteras, pelotas de playa y parasoles para que las familias se acomodaran y pudieran disfrutar el ardiente sol que tenía la ciudad.
 
Por medio de este evento, se buscaba llegarles a los habitantes capitalinos de una manera sorprendente y original. "Queríamos acercar esta marca al consumidor real, proveyendo una experiencia inolvidable y cercana a su vida diaria", señala Ricardo Leyva, director ejecutivo de Sístole, Marcas Activas. Durante el evento "Playa Sorprendente", recreadores y disc jockeys estuvieron animando a las personas, les regalaron premios, inventaron juegos y actividades recreativas, incluso ofrecieron degustaciones de comidas que se pueden encontrar en el almacén.
 
Esta activación de marca buscó la manera de llegarle al consumidor de otro modo, no convenciéndolo de comprar en esta cadena, sino mostrándole que es parte de su vida y de su recreación. Una sinergia generada por el evento fue inyectarle nueva vida a la ciclovía. Este evento puso la ciclovía de moda y recordó a los bogotanos cómo tantas cosas inesperadas pueden ocurrir cuando se sale a disfrutar este plan durante el fin de semana. "Con eventos que generan una conexión tan especial con el consumidor, como Playa Sorprendente, se llega a un nuevo nivel. La persona deja de ser un consumidor y se convierte en un creyente de marca con la experiencia, hay algo que se mueve en él que le permite sentir la marca", asevera Adolfo Zedillo, director creativo de Sístole, Marcas Activas.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?