| 6/11/2004 12:00:00 AM

Banano: múltiples retos

Los bananeros deben reducir costos y ampliar mercados para mejorar su rentabilidad.

El centenario negocio bananero de Colombia enfrenta ahora un nuevo escenario de dificultad. Esta vez, se trata de un problema de precios y márgenes decrecientes en todo el mundo.

Desde 1999, los precios internacionales han tenido una tendencia bajista movidos en buena parte por una feroz competencia entre las grandes compañías de este mercado. En 2003, el comportamiento se mantuvo. Así, con información de Augura, los precios FOB en los puertos de destino en Estados Unidos estuvieron en promedio en US$8,75 por caja de 20 kilos, en 2002 y bajaron a US$6,16 en 2003. Mientras tanto, los precios domésticos se erosionaron ligeramente. Los US$4,99 de 2002 se convirtieron en US$4,91 el año pasado.

A pesar de esto, los productores nacionales aumentaron el área sembrada con la fruta, al pasar de 42.200 hectáreas en 2002 a 43.700 en 2003. Los bananeros esperan exportar 76 millones de cajas este año, una cifra similar a la de 2003. No es un gran resultado. Augura sostiene que Colombia podría vender al exterior 84 millones de cajas en condiciones normales.

Pero los recursos para grandes expansiones y mejoras de procesos no abundan. Por la revaluación del primer trimestre, el sector dejó de percibir, según calcula Augura, $16.000 millones. Pero el problema de márgenes estrechos no es de unos pocos. Chiquita Brands, la mayor comercializadora de banano del mundo, dice en su informe anual que para aumentar el valor a sus accionistas es imperativo "expandirnos fuera de banano, hacia negocios basados en frutas de mayor margen y más valor agregado". Pero en este panorama sombrío hay salidas.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?